"Aragón despierta un gran interés a escala mundial en el sector logístico"

La consejera Marta Gastón destaca el enorme potencial de futuro de Aragón en el sector logístico.

La consejera Marta Gastón destaca el enorme potencial de futuro de Aragón en el sector logístico. / GOBIERNO DE ARAGÓN

Monográficos

–¿Cuáles son los motivos de que Aragón se haya convertido en una potencia nacional e internacional en logística?

–Por su ubicación estratégica y excelente intermodalidad, y por todo el trabajo realizado en los últimos años. Hemos tenido muy claro desde el principio que esta era una apuesta estratégica de este Gobierno y en esta línea hemos aglutinado la propuesta logística global: suelo excelente, servicios, innovación y formación especializada en todos los niveles. Así, al final, Aragón es una de las zonas que despierta mayor interés en los operadores logísticos y fondos de inversión a escala mundial. Las excelentes comunicaciones e infraestructuras se han ido mejorando durante todo este tiempo.

Nuestra comunidad representa un posicionamiento de primer nivel para las empresas logísticas. La fácil accesibilidad y capacidad de interconectar rutas a través del aeropuerto, el ferrocarril y las autovías configuran Aragón como un hub logístico de primer orden en Europa. Si a esto le añadimos que contamos con centros de apoyo tecnológico de primer nivel y centros de formación superior en logística de la mano del prestigioso MIT (Instituto de Tecnología de Massachusetts), vemos motivos justificados para encontrarnos en esta situación.

–¿Qué supone económicamente el sector logístico en Aragón?

–La logística como sector representa en la actualidad algo más del 5% del PIB de Aragón. El transporte terrestre es el subsector de mayor importancia ya que supone el 56% del VAB logístico en Aragón, seguido de almacenamiento y actividades anexas al transporte, con el 22%, de actividades postales y comunicaciones (con el 18,5%) y del transporte marítimo y aéreo, con un marginal 3,5%. La importancia provincial en el VAB en los últimos años está en alrededor del 82% de Zaragoza, el 10% de Huesca y alrededor del 8% de Teruel. Sin embargo, nuestro concepto de logística va más allá del propio sector. Constituye un motor impulsor de otros sectores económicos a través de la intermodalidad y las infraestructuras.

–A finales de 2020 comenzaron los trabajos de ampliación de Plaza. ¿Qué va a suponer?

–La ampliación de Plaza vino motivada por la creciente demanda de suelo logístico principalmente en Zaragoza y que hace que desde Aragón Plataforma Logística se siga trabajando en el desarrollo de plataformas más eficientes que den respuesta a la demanda creciente de suelo que existe en el mercado inmologístico. De la superficie ampliada resultaron dos parcelas y ambas han sido adquiridas por un único cliente, Amazon, que ya ha comenzado la construcción de sus nuevas instalaciones. 

–¿Qué representa la llegada de este gigante a Aragón?

–Amazon ha elegido nuestras plataformas para su distribución y también para la gestión de datos, lo que atraerá a otras empresas del sector. Pero también se beneficiará del importante parque de empresas con las que ya contamos. Era un reto porque años atrás, en Gobiernos anteriores, no pudieron cerrar su llegada. Ahora supone un plus ya que son referentes logísticos.

–Al mismo tiempo y debido a la demanda de empresas que están interesadas en instalarse en Plaza ya se estudia una segunda ampliación. ¿Qué previsión hay?

–Desde APL tenemos claro que la actual ampliación es la primera de otras que deberán realizarse en el corto plazo con el objetivo de atender la demanda existente. El factor tiempo es también fundamental, ya que los cambios en los procesos de automatización, el avance en las tecnologías y el auge del comercio electrónico están influyendo drásticamente en las exigencias de los clientes, lo que implica que el sector demanda actuaciones a corto y medio plazo. Por ello, y ante una demanda creciente, estamos inmersos en el trabajo por seguir ampliando.

–¿Qué actuaciones se van a llevar a cabo en Plhus (Huesca) y Platea (Teruel) para que sigan creciendo?

–Plhus en Huesca y Platea en Teruel se están consolidando dentro de la estrategia conjunta de APL. Cada plataforma tiene sus propios puntos fuertes y clientes potenciales que cada vez tenemos más definidos. Son dos infraestructuras ya consolidadas y con clientes reconocidos a escala nacional e internacional. La llegada de AWS a Huesca refrenda la apuesta del Gobierno por esta plataforma, estratégicamente situada. En Platea la equidistancia a Zaragoza y Valencia refuerza la idea de convertirse en base de sectores industriales como el automóvil. En ambas plataformas se está haciendo hincapié en el desarrollo ferroviario que genera expectativas positivas entre potenciales clientes.

Para Huesca es desarrollar una terminal ferroviaria por fases. Ahora existe una vía sin electrificar, que es de ancho ibérico y queremos transformarla para que sea compatible con el ancho europeo. En cuento a Teruel, la sociedad que presido tiene como objetivo terminar de acondicionar y poner en funcionamiento operativo la terminal ferroviaria de Platea. Para ello, APL juntamente con el Fondo de Inversiones de Teruel (FITE), va a acometer en los próximos meses dichas actuaciones.

–¿En qué consiste el proyecto de la autovía ferroviaria entre Plaza y el Puerto de Algeciras?

–Esta infraestructura es una iniciativa en la que el Ejecutivo aragonés lleva trabajando desde hace varios años. La firma en marzo de 2017 de un acuerdo de colaboración con la Junta de Andalucía para impulsar una estrategia conjunta en materia logística, con el desarrollo de la autopista ferroviaria como eje central, marcó el inicio de la colaboración entre administraciones para poder llevarlo a cabo y que se materializó, tras muchos meses de trabajo, con la presentación pública el pasado 16 de abril. Se trata de un proyecto estratégico que, optimizando las infraestructuras ya existentes por parte de Adif, supondrá abrir la puerta hacia el mercado africano para las empresas aragonesas y hacia Europa para las compañías del sur de la Península Ibérica.

Ha quedado constatado el interés de las empresas en esta iniciativa con un enorme potencial por su longitud y su servicio estable y de calidad, que tendrá una importancia significativa en el cambio de modelo del transporte. Adif ha confirmado que quiere que este proyecto sea una realidad lo antes posible y que las obras de la primera fase van a comenzar, con una inversión estimada de 100 millones de euros. La autopista ferroviaria Zaragoza-Algeciras es uno de los proyectos prioritarios en la estrategia de APL.

–¿Qué otros proyectos tiene el Gobierno de Aragón sobre la mesa?

–Además de diseñar las futuras ampliaciones de Plaza, seguimos con el reto de aumentar la conectividad, sobre todo ferroviaria y aeronáutica. En el caso de la conectividad ferroviaria nos queremos dotar de conexiones con Europa, conscientes de las dificultades que a día de hoy existen para salvar las barreras (de ancho, electrificación, seguridad o congestión puntual) que implica la frontera. En cuanto a la multimodalidad, en lo referente al desarrollo del aeropuerto de Zaragoza, queremos incrementar su uso por otros sectores. Sabemos que hay sectores que buscan nuevos emplazamientos y figuramos como uno de los puntos preferentes para su implantación, por la conjunción de modos con que contamos en Zaragoza, pero también en Huesca.

–¿Qué función desempeña APL?

–El crecimiento del consumo, el dinamismo de la economía, el crecimiento del comercio electrónico, la presencia de nuevas firmas en nuestro país, las nuevas formas de distribución, o la necesidad de nuevos almacenes más modernos y que atiendan a los requisitos de las grandes firmas, son factores que hacen que el mercado logístico español esté en el foco de los inversores. APL debe ser capaz de responder a los retos que presenta el sector logístico: la movilidad sostenible (respeto medioambiental y control de la huella de carbono), la distribución urbana de mercancías y el reto de la última milla y la transformación digital de la logística con el Big Data, entre otras cuestiones.

A través de APL, y con la coordinación de todos los agentes implicados, públicos y privados, queremos que resulte sencillo elegir ubicación, los servicios complementarios, gestionar las tramitaciones correspondientes (ayuntamientos, comarcas, diputaciones provinciales, instituciones financieras, organismos de infraestructuras) y recibir asesoría si se requiere.