El economista Gonzalo Bernardos corta de raíz la euforia por las letras del Tesoro

Ha hecho una comparativa con otras formas de inversión más rentables

Varias personas hacen cola para contratar Letras del Tesoro, en el Banco de España, a 3 de febrero de 2023, en Madrid (España).

Varias personas hacen cola para contratar Letras del Tesoro, en el Banco de España, a 3 de febrero de 2023, en Madrid (España). / Carlos Luján - Europa Press

En las últimas semanas ha habido una 'fiebre' muy intensa por las letras del Tesoro debido a su rentabilidad. Los expertos han considerado que es un buen momento para este tipo de inversión, que es segura (de baja rentabilidad, pero segura) y que ayuda a no tener el dinero ahí parado en la cuenta bancaria.

En la última subasta realizada, El Tesoro Público ha adjudicado 5.063 millones de euros en letras. La atractiva rentabilidad que ofrece la deuda pública a corto plazo ha disparado la demanda de letras por parte de los inversores minoristas, sobre todo a partir de mediados del año pasado, que fue cuando los tipos de interés de la eurozona empezaron a subir.

Uno de los grandes motivos del éxito es que en la primera emisión del año por parte del Tesoro, las letras han alcanzado un interés del 2,98% a 12 meses, el más alto desde 2012.

Pero Gonzalo Bernardos ha rebajado la euforia en su cuenta personal de Twitter. El economista, uno de los más reconocidos del panorama nacional, ha argumentado con datos por qué la inversión en letras del Tesoro no es tan buena como la pintan. Ahora bien, para cierto público es verdad que es muy atractiva.

"Entre 1900 y 2022, la rentabilidad real anual (sin contar la inflación) ha sido: Bolsa: 3,4%, deuda pública a largo plazo: 1,6% y letras del Tesoro: 0,1%", ha escrito Bernardos citando un artículo de Expansión, donde se recogen precisamente esos datos.

¿Quiere decir esto que no hay que comprar letras del Tesoro? No, la verdad es que no. Simplemente que depende del momento y del grado de conocimiento que se tenga.

Los pros y contras de la bolsa

En el caso de la bolsa, que tiene más rentabilidad media, hay dos opciones. Una es confiar en un gestor financiero que haga las inversiones por ti o un fondo de inversión. Pero hay que tener en cuenta que el riesgo cero no existe y que te puede salir mal la jugada.

La otra opción es adquirir unos conocimientos (que no están al alcance de todo el mundo) e invertir tú mismo en la bolsa a través de un bróker. Por esto precisamente es por lo que la gente compra letras del Tesoro, porque no se necesita apenas conocimiento y es una inversión, en principio, más segura, con menos riesgo y menos necesidad de inversión de tiempo.