OCHO Y CUATRO meses de prisión son la pena que deberán afrontar respectivamente el teniente coronel de infantería F.B.O., y el cabo 1° P.M.T. por delitos de abuso de autoridad e insultos, según la primera condena a militares por mobbing. La denuncia la interpuso el capitán J.P. y estaba dirigida, de forma colectiva, contra 15 mandos.