La Fiscalía de la Audiencia Nacional ha apoyado este martes la excarcelación de la etarra Inés del Río al considerar que la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos que anula la aplicación de la doctrina Parot es "clara a la hora de indicar la medida requerida para poner remedio al derecho o derechos vulnerados". El fiscal reclama se la ponga en libertad en el plazo más breve posible, ya que entiende que la sentencia no da "ninguna elección", han informado fuentes jurídicas.

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha comenzado a las 9.20 horas la reunión de un pleno extraordinario para estudiar la excarcelación de la etarra, que debía haber quedado en libertad el 2 de julio del 2008 y a quien la doctrina Parot habría mantenido en la cárcel hasta el 2017.

Repeto pese a discrepar

El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, también se ha pronunciado al respecto al asegurar que los fiscales no tienen ninguna intención de "ralentizar ni acelerar absolutamente nada" en relación a la sentencia del tribunal de Estrasburgo. En el transcurso de un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum en el hotel Ritz de Madrid, Torres-Dulce ha recordado que España es un estado de derecho sujeto a los tratados internacionales que debe acatar con respeto. "Aunque discrepemos", ha añadido.

En relación al papel que adoptarán los fiscales ante los recursos que ya han empezado a presentar los presos a los que podría afectar el fallo de Estrasburgo, Torres-Dulce ha explicado que los casos se estudiarán de manera individualizada y que cada fiscal correspondiente elaborará un informe pormenorizado, porque la sentencia no condicionará a todos los casos por igual.

Aplicación retroactiva

El fiscal general del Estado ha insistido en que el fallo de Estrasburgo "no cuestiona la doctrina Parot, sino su aplicación retroactiva en algunos casos". Y ha negado que la decisión de los jueces europeos suponga un fracaso para España.

Torres-Dulce no ha querido entrar en varias cuestiones como su posición ante una nueva política penitenciaria de acercamiento de presos de ETA, o el reto soberanista en Cataluña. "De la misma manera que yo defiendo la independencia y autonomía de mi institución, no me corresponde a mi entrar en las cuestiones que solo corresponden al Gobierno de la nación".