Podemos se cuela en el debate del estado de la nación por la única rendija que puede. Deseando que sea el último del bipartidismo PP-PSOE y montando un acto en paralelo en el que el líder, Pablo Iglesias, tenga un foro para dar la réplica a los discursos del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. La eurodiputada Tania González, admitió ayer que el número uno de Podemos "estará muy atento" a los discursos de Rajoy y Sánchez, y dejó entrever que, tras la crítica, Iglesias hará públicas sus propuestas. Aun así, la eurodiputada no quiso aclarar si el líder del partido presentará en ese debate en paralelo su prometido programa de rescate ciudadano, un plan de emergencia social que Podemos se compromete a aplicar en los primeros 100 días de gobierno, en caso de ganar las elecciones.

TIEMPO PARA REACCIONAR El líder de Podemos Pablo Iglesias cuenta con la desventaja de no tener representación parlamentaria en España y por lo tanto no puede participar en el debate en el Congreso de los Diputados, de modo que hará su discurso cerca, en el Círculo de Bellas Artes, y un día más tarde, el miércoles, lo que le permitirá analizar con más calma los mensajes de Rajoy y Sánchez.