TODOS SON EMPLEADOS de hoteles de Londres y han dado positivo en bajos niveles de radiación con polonio-210, la sustancia que mató al exespía ruso Alexander Litvinenko. Scotland Yard terminó ayer la investigación en Moscú y solicitó a Francia poder interrogar al exagente del KGB Evgueni Limarev.