Los vecinos de Erla están muy comprometidos con los más desfavorecidos y organizan eventos para sacar fondos. Fue el caso de un chocolate solidario que se destinó a apoyar las causas de Juan José Tenías, un sacerdote misionero comboniano nacido en Erla, que trabaja en los Andes peruanos, en la zona de Huánuco, donde atiende a niños y niñas de la calle y a ancianos abandonados.