Durante su visita a La Almunia, Luisa María Noeno también estuvo en las instalaciones del centro médico de esta localidad y habló sobre el futuro de la zona de salud de Épila, de la que forma parte el ambulatorio de La Muela. En esta última localidad, el ayuntamiento está acondicionando la antigua casa consistorial, en la calle Mayor, para crear un nuevo centro de salud y, desde Épila, sede central de esta zona sanitaria, los responsables municipales han pedido en ocasiones más medios ante el continuo aumento de población en La Muela.

La consejera de Sanidad explicó que toda la demarcación de las zonas de salud "se va adecuando conforme surge la necesidad y siempre a instancias de los municipios". Para realizar estas modificaciones, aseguró, "existe una comisión que se reúne cada año" y cambia estas demarcaciones de salud "si hay motivos". "La Muela sin duda va creciendo y Épila también y por tanto, cuando haya una petición municipal se estudiará para tomar decisiones".

La consejera también habló sobre la posibilidad de que La Muela tenga un "centro independiente, entre comillas, municipal". Es un proyecto, afirmó "que tiene sus dificultades porque que lo hagan ellos quiere decir que también lo mantienen".

Noeno recordó que el de La Muela sería el primer caso que se da en Aragón y recalcó que "más importante que hacerlo o no hacerlo es el día después, cómo se gestiona, cómo se coordina, cómo lo hacemos-Si definitivamente la alcaldía decide hacerlo, el tema de colaboración y coordinación vamos a tener que hacerlo muy bien y esto, a mí, me parecen palabras mayores".

CRÓNICA