Los mayores de San Mateo disfrutaron de su tradicional fiesta, que anualmente organiza el Ayuntamiento y en el que se implican todos los colectivos sociales de la localidad (Asociación de Mujeres, Rondalla, Banda de Música, Dulzaineros, Comisión de Fiestas y consistorio).

El acto se celebró el 24 de septiembre en el pabellón municipal y se enmarcó en la celebración de San Mateo. Al mismo acudieron 1.200 personas, algunas más que el año pasado, ya que esta fiesta "ha ido calando en la sensibilidad de todos los sanmateanos, puesto que permite disfrutar de un evento popular que une a niños, jóvenes, adultos y mayores en un ambiente agradable y divertido", explica el alcalde sanmateano, Jesús Villagrasa.

Se trató de un día de fiesta propiamente dicha, puesto que no sólo una comida de hermandad, sino que tras la misma comenzó un baile, amenizado por el Trío Brindis. Además, hubo sorteo de regalos ofrecidos por diferentes entidades financieras de San Mateo, y variadas propuestas para jóvenes y niños. Por ejemplo, un torneo de paint-ball, las guerras de pintura, talleres de percusión brasileña y actuación del grupo de animación infantil Caleidoscopio. Además, la ocasión se aprovechó para homenajear a los más mayores del municipio, Patro García y Santiago Val.

Para el primer edil, esta fecha "se consolida cada año y se convierte en un punto de encuentro de todos los vecinos y personas que trabajamos en el consistorio. Así, para repartir los regalos a nuestros mayores pedí a los concejales que forman parte del equipo de gobierno que participaran en la entrega. Una decisión que pretendía olvidar las diferencias políticas y protagonismos personales".