La mayor capacidad para emanciparse de las mujeres frente a los hombres en el medio rural y la necesidad de simplificar los trámites para las solicitudes de ayudas para vivienda y empleo son algunas de las conclusiones del V Encuentro Intercomarcal de Juventud en Aragón que se celebró en Daroca.

Bajo el lema "El Asentamiento de la Población en el Territorio Aragonés y el Papel de la Migración Juvenil en el Mundo Rural", se ha desarrollado una mesa redonda, moderada por la directora del Instituto Aragonés de la Juventud, Ana Mª Sanz, en la que han intervenido la especialista en Desarrollo y Migraciones, Graciela Malgesini, y el jefe de servicio de Política Territorial del Gobierno de Aragón, José Ramón Sanjulián.

Los grupos de trabajo tratan los temas de la emancipación juvenil y la migración y la multiculturalidad que afecta al medio rural. Aquí se consta la necesidad de coordinar todos los servicios y áreas que se dirigen a los jóvenes, y la necesidad de continuar invirtiendo en juventud y mostrar experiencias positivas de población inmigrante joven que se ha integrado con éxito. Para ello es necesario fomentar la formación y la sensibilización entre diferentes culturas para facilitar la integración.

El consejero de Servicios Sociales y Familia, Miguel Ferrer, que inauguró el V Encuentro Intercomarcal de Juventud, junto a la directora del Organismo de la Juventud del Gobierno de Aragón, indicó que los encuentros están dirigidos a responsables políticos en materia de juventud de los Consejos Comarcales y ayuntamientos de todo Aragón, Técnicos de Juventud de la Red del Sistema Aragonés de Información Joven (SAIJ), asociaciones juveniles, y a cualquier persona que esté interesada en este tema. En esta edición se ha contado con 85 participantes, el índice más alto de los cinco encuentros con una representación de 22 de las 32 comarcas, entre ellas Campo de Belchite.