La noche del 16 al 17 se celebró en Mallén la festividad de San Antón con numerosas hogueras repartidas por todo el pueblo. También en la plaza de España el consistorio siguió la tradición y prendió una hoguera donde se repartieron cerca de 500 bocadillos de chorizo y longaniza, además de 120 kilos de patatas asadas.

Tras el reparto de estos productos se llevó a cabo el sorteo de la campaña Yo compro en Mallén. Durante las últimas semanas se repartieron una serie de boletos en todos los establecimientos asociados a la Asociación de Comerciantes y Empresarios de Mallén y Alrededores (Acema). Esta campaña tiene como finalidad potenciar el consumo en el pequeño comercio local y este año ha sido Acema la que ha tomado el relevo de esta propuesta surgida hace ya algunos años desde el consistorio, que sigue colaborando en el proyecto.

Por cada compra en alguno de los establecimientos que se adhirieron a la campaña se hacía entrega de un vale para participar en un sorteo de diversos premios por valor de 800 € en total, repartidos entre un vale de 200€, tres de 100€ y seis vales de 50€ . Este año los diez vales fue entregado por las reinas de fiestas.

Así, los premios no eran en metálico sino vales canjeables por productos o servicios en cualquiera de los comercios que formaron parte de esta iniciativa. Comprar en Mallén tiene premio.