+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

DURANTE LA VISITA DE LA MINISTRA

Los alcaldes mineros piden medidas concretas y que "se ejecuten ya"

"No vamos a conformarnos con el plan de acompañamiento" que ha presentado Endesa, ha dicho Ciércoles, porque "no va a generar empleo"

 

Los vecinos de los pueblos mineros protestando a la ministra Ribera. - JAIME GALINDO

Los vecinos de los pueblos mineros protestando a la ministra Ribera. - JAIME GALINDO

EFE
23/01/2019

Los alcaldes de los municipios mineros de Andorra y Ariño, en Teruel, han reclamado que las medidas que se plantean para garantizar un futuro para los pueblos cuando termine la economía basada en el carbón "se ejecuten lo antes posible" y que se hagan "todos juntos de la mano".

Así lo han destacado antes los medios después de reunirse con la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, en Andorra, junto a representantes sindicales, sociales y miembros del Gobierno de Aragón, para analizar las consecuencias del anuncio de cierre de la central térmica de Andorra en junio de 2020 hecho por Endesa.

"Hay medidas interesantes que ha lanzado la propia ministra", ha dicho Sofía Ciércoles, alcaldesa de Andorra, pero lo que necesitan es que "se ejecuten lo antes posible". Además, ha destacado las posibilidades de la línea de incentivos regionales pero "hay que agilizar los trámites".

Cree además que "sería un error" que el ministerio autorice a Endesa a cerrar la central antes de que "esas medidas surtan efecto" y ha pedido a la compañía eléctrica que "se comprometa con el territorio", al igual que ha hecho la compañía Samca, que explota la mina de la vecina localidad de Ariño, desde donde se extraía el carbón que abastecía la central y que ahora ha anunciado también el cierre.

"No vamos a conformarnos con el plan de acompañamiento" que ha presentado Endesa, ha dicho Ciércoles, porque "no va a generar empleo".

Ha agradecido a la ministra que haya sido la primera en acudir a Andorra "en momentos complicados", aunque no ha ocultado su "insatisfacción" ante la falta de compromisos concretos.

También el alcalde de Ariño, Joaquín Noé, ha resaltado que después de muchos años de que el Gobierno central no haya atendido las demandas del sector ahora han encontrado "un compromiso claro" con cuestiones "encima de la mesa" que desea que se pongan en marcha "a corto plazo".

Ha aprovechado además para pedir al Gobierno central que "sea flexible" con los plazos de presentación de proyectos de fondos del Miner para la reindustrialización de la zona, y que atienda las demandas de infraestructuras de la zona y de la provincia.

Tras la reunión en Andorra, la ministra Ribera ha visitado la mina a cielo abierto de Ariño y ha acudido al Ayuntamiento de esta localidad para reunirse también con representantes municipales.

Allí ha destacado ante los periodistas los proyectos de reconversión de este municipio, como el balneario de Ariño, y los trabajos de recuperación de la mina.

OLONA EXIGE TAMBIÉN A ENDESA

Por su parte, el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, comparte la preocupación de la Junta general de usuarios del río Guadalope ante el encarecimiento de costes que supondría el cierre de la central térmica de Andorra (Teruel) para el resto de usuarios de la cuenca, por lo que ha perdido a la empresa que mantenga su contribución actual durante el tiempo suficiente.

Así lo ha trasladado el consejero a una representación de la Junta general de usuarios del río Guadalope, encabezada por su presidente, José Fernando Murria, en la reunión mantenida este miércoles en la que Olona ha apuntado que Endesa "no puede abandonar la Junta de usuarios de un día para otro sin asumir sus obligaciones" frente a la Junta central y ante el organismo de cuenca, tanto en relación con los costes de funcionamiento y explotación actuales, como en relación con las inversiones hidráulicas en curso.

Endesa es el principal usuario de esta junta general, dado que la central se refrigera con agua procedente de la cuenca del Guadalope y por ello aporta 1,5 millones de euros anuales al sistema, han informado fuentes del Gobierno de Aragón.