+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

VALDEFIERRO

Denuncian la edificación de una casa a 80 centímetros de su puerta

  •  Dos familias dicen que el edificio no respeta los derechos de luces y vistas


  •  

    J. P. E.J. P. E. 07/06/2004

    Dos familias de la calle Lucero del Alba, 27 del barrio de Valdefierro han denunciado la construcción de un edificio a escasos 80 centímetros de distancia de sus puertas y ventanas. Según reivindican los afectados, la obra, que ya está ejecutando la empresa Nuevos Hogares, Gestión y Promoción S. L. con el permiso del área de Urbanismo, no respeta sus derechos de luces, vistas y posibilidad de evacuación, que están reconocidos en su vivienda, que tiene más de 40 años.

    Fue en el 2003 cuando los vecinos presentaron alegaciones en el consistorio al proyecto del solar del número 25. De acuerdo con lo que señalaban, el edificio incumple la ley que fija una distancia de separación de 3 metros de puertas y ventanas a la hora de edificar (derecho de servidumbre). El ayuntamiento, en cambio, otorgó la licencia y los trabajos comenzaron el pasado mes de mayo.

    Fuentes del área de Urbanismo informaron que "urbanísticamente el proyecto se ajusta a lo establecido". "Ellos reclaman un derecho civil", puntualizaron dichas fuentes. Y es que, de acuerdo con el recurso presentado nuevamente por los afectados, aunque el derecho foral aragonés permite edificar sin respetar ninguna distancia, deja a salvo lo dispuesto por el artículo 541 del Código Civil, que regula la constitución de las servidumbres. En este caso concreto, "la casa tiene más de 40 años y tenemos reconocido nuestro derecho de servidumbre", apuntó Delia Cañedilla, una de las afectadas.

    En estos momentos, el caso está en manos de un abogado y esta semana se lo han presentado al Justicia de Aragón. Entre tanto, Cañedilla critica cómo se están desarrollando las obras. "Además de incumplir la ley, están ejecutando los trabajos sin medidas de seguridad. Mi hijo se puede caer a un agujero de tres metros de profundidad al salir de casa, porque las vallas se tambalean".