+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

DELINCUENCIA URBANA

Detenido el autor de 20 robos en dos centros polideportivos

El sospechoso obtuvo un botín de 5.000 euros reventando taquillas

 

Centro deportivo Río Ebro, en el Actur, el barrio más afectado por los robos en los vestuarios. - EDU NAVARRO

EL PERIÓDICO
24/06/2019

Un hombre de 40 años, con las iniciales J. A. M. M., ha sido detenido como presunto autor de una veintena de robos con fuerza cometidos en las taquillas de dos centros deportivos ubicados en el barrio de Actur en Zaragoza, lo que le reportó un botín de unos 5.000 euros.

La investigación comenzó tras las denuncias presentadas por usuarios y responsables de dos instalaciones deportivas en las que dejaba constancia de la comisión de robos con fuerza producidos en los vestuarios.

Fuentes de la Policía Nacional informaron ayer de que en todos los hechos el autor de los delitos forzaba las taquillas donde los usuarios depositan sus pertenencias y se apoderaban del dinero en efectivo que encontraban en su interior.

Por todo ello, se organizaron múltiples dispositivos de vigilancia que permitieron constatar la existencia de una persona que accedía a las instalaciones deportivas saltando la verja que las delimita, en lugar de hacerlo por los lugares habilitados para ello, y que no era socio ni abonado ni tenía ninguna vinculación con los dos centros.

Como consecuencia de ese dispositivo de vigilancia, el pasado 17 de junio los investigadores sorprendieron al presunto autor de los robos en el interior de uno de los dos centros deportivos que habían sufrido los delitos.

A partir de ese momento, se organizó un seguimiento de sus movimientos y los agentes vieron cómo se introducía subrepticiamente en los vestuarios y trataba de forzar una de las taquillas, por lo que procedieron a su detención.

En el cacheo que realizaron al detenido, los policías encontraron 430 euros en efectivo, suma que le fue intervenida. Se calcula que el dinero robado por el detenido en todos los robos cometidos supera los 5.000 euros.

PRECAUCIÓN

Los repetidos robos en los dos centros polideportivos habían generado una fuerte sensación de inseguridad entre los usuarios, que se veían obligados a aplicar fuertes medidas de seguridad para no ser víctimas de uno de estos delitos.

Generalmente, los delincuentes aprovechan los días en que hay muchos deportistas o se celebra algún tipo de campeonato para penetrar en los vestuarios y forzar las taquillas, con la esperanza de encontrar dinero y, también, móviles y otros dispositivos de gran valor económico.

Por este motivo, los cuerpos y fuerzas de seguridad aconsejan que las taquillas y armarios de los centros deportivos no se destinen a guardar objetos caros ni fuertes sumas de dinero.

Con esta medida de precaución se evitan las consiguientes pérdidas, si bien, como ocurre con frecuencia, los daños causados a las instalaciones suele superar con creces al de los efectos sustraídos por los ladrones.