+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

intervención de la guardia civil

Un imputado por maltratar y dejar morir de hambre a sus perros

En la parcela investigada hallaron a dos canes momificados. Los agentes también encuentran a un caballo famélico en malas condiciones

 

El equino de pelaje blanco fue encontrado con claros síntomas de maltrato. - GUARDIA CIVIL

Uno de los cuerpos de los dos perros encontrados muertos en la parcela de Épila. - GUARDIA CIVIL

EL PERIÓDICO
11/07/2019

Un joven de 26 años fue detenido en la localidad zaragozana de Épila imputado por tres delitos de maltrato animal. El hombre, al parecer, cometió vejaciones contra sus mascotas dejando morir de inanición a sus dos perros. Además, poseía un caballo que sufría claros síntomas de desnutrición y abandono. Asimismo, se le han interpuesto 21 infracciones administrativas a la ley de protección animal y a la de residuos y suelos contaminados

Fuentes de la Guardia Civil explicaron que agentes del Equipo Roca y de la Policía Judicial de La Almunia observaron el pasado 1 de julio en el interior de una pequeña parcela situada en el enclave de los Cabezos un caballo blanco extremadamente delgado, desnutrido, con signos de abandono, sin alimento y rodeado de excrementos y basura. También hallaron el cuerpo de los dos canes. Posteriormente, los agentes avisaron al Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Tarazona y a veterinarios de la Oficina Comarcal Agroalimentaria (OCA), que acudieron al día siguiente. Sin embargo, comprobaron que el caballo blanco localizado el día anterior no estaba en la parcela y que en su lugar había uno de color marrón.

Además, al leer el microchip a los animales se comprobó que uno de los perros no figuraba en la base de datos como robado, desaparecido o dado de baja, y con los datos obtenidos la Guardia Civil localizó a su propietario, el joven español de 26 años que residía a escasos metros.

El acusado dijo a los agentes en su defensa que ese lugar no era suyo y que lo utilizaba para albergar a sus animales y agregó que había vendido el caballo blanco hacía unos días, y que el animal ya no estaba en la localidad. Aun así, los agentes del Seprona exigieron al joven la documentación relativa al traslado del equino, y en ese momento afirmó que el caballo estaba en un lugar muy cercano. Los agentes se trasladaron a ese lugar para comprobar el estado del animal.

Del examen realizado posteriormente se determinó que el animal se encontraba en muy malas condiciones y con claros síntomas de inanición. De este modo, se confirmaron las pésimas condiciones en las que se encontraba el animal en su anterior finca.

   
4 Comentarios
04

Por joaquin til ain 19:27 - 11.07.2019

Ojo por ojo, diente por diente. Sin más.

03

Por Coocun 14:58 - 11.07.2019

Coincido con Blasin, pero en lugar de veinte días, treinta, cuarenta, cincuenta, ......... La gentuza no se merece nada mejor.

02

Por blasin 11:09 - 11.07.2019

Veinte días lo tendría a él en las mismas circunstancias, si no puedes atender tus animales o los regalas o el ayto les dara otra solución

01

Por joseluisramos 10:02 - 11.07.2019

Pobre caballo.Que poco corazón tiene su dueño.