+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Palabra de honor

Jorge Sanz : "Hay que leer 'Rayuela' esperando el tranvía"

 

Jorge coordina un taller literario en el Pignatelli - Foto: J.C.

JOAQUÍN CARBONELL
31/01/2014

Coordina un taller literartio en el Pigantelli, donde recientemente se conmemoró el 50 aniversario de 'Rayuela', del argentino Cortázar. Jorge es profesor y acaba de publicar 'Las hadas muertas'

 

--¿Rayuela es para leer en la cama?

--No. Es una lectura para leer en las colas de los cines, en el autobús, esperando el tranvía...

--¿Lo dice porque le viene bien la interrupción?

--Lees un trocito y lo digieres, le das vueltas, lo piensas, y te invita a leer el siguiente. Es una novela muy lírica.

--¿Se ha vuelto a poner de moda?

--No tanto Rayuela como los cuentos. Estamos volviendo a un mundo fantástico, en el que cualquier cosa le puede suceder a cualquier persona; y eso es Cortázar en estado puro.

--A lo mejor Rayuela es una novela (?) a la que le falta todavía tiempo. Que se adelantó...

--Yo creo que le faltan lectores con paciencia, y ganas de hacer un bricolaje literario. Y jugar. Hemos perdido esa noción de juego con la literatura, nos tomamos la vida demasiado en serio.

--¿La literatura entonces como algo que añade más que algo que divierte?

--La literatura te añade siempre, pero que no sea un trabajo añadido. Te hace más listo, sin duda.

--Dicen que la literatura tiene los días contados...

--¡Al revés! La gente cada vez lee más. Las presentaciones de libros están a reventar, los talleres de lectura funcionan, los chavales de la escuela...

--Pero dicen que el día en que no lean las mujeres se acabará la literatura.

--Algo de eso hay; en mi taller vienen cien personas y noventa son mujeres. Y de todas las edades.

--¿Cómo se apunta uno a su taller?

--Yendo al centro Pignatelli. Y preguntado por el taller. Son 30 euros al año más los libros.

--¿Cómo se hace un taller?

--Escuchando cómo la gente lee. Y dejándoles hablar. Cada mes leemos un libro, hacemos una pequeña guía de lectura en un blog, y nos reunimos a comentarlo. Vienen cerca de setenta personas y funcionamos a la carta: al deseo de lo que interesa a la gente.

--¿Cree que los ebooks restan público al libro de papel?

--La gente prefiere el libro de papel. Y suele combinar las dos cosas. Si descarga un libro y le gusta se lo compra en papel, hay un poco de fetichismo.

--Escribe usted...

--Sí, hago crítica literaria y escribo ensayo y novela.

--Las hadas muertas. Pero hombre...

--(risas) Es un cuento de hadas ambientado en el barrio de las Fuentes. Niños abstenerse.

--¿Ha saludado a Jorge Sanz?

--¡No y me gustaría!

 

Diez mil días informando

Suplemento especial del 3 de junio de 2018 con motivo del número 10.000 de El Periódico de Aragón.