+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

NO DOY CRÉDITO

Lambán, el funambulista

La política de pactos será decisiva para que el nuevo Gobierno otorgue una mínima estabilidad

 

Javier Lambán. - NURIA SOLER

Ricardo Barceló Ricardo Barceló
24/06/2019

Este verano no será un verano cualquiera. Aunque la mayor parte de los aragoneses tienen ya la vista puesta en las playas de la Costa Dorada, en el Pirineo y en su pueblo de toda la vida, la política juega a contracorriente (otra vez) y la formación de Gobierno en la comunidad llegará en plena canícula.

El horizonte parece despejado para un Ejecutivo inédito en Aragón, en el que habrá un poco de todo. Lambán se ha propuesto cerrar la cuadratura del círculo en un auténtico ejercicio de funambulismo sin parangón en la política regional.

La aritmética electoral y la estrategia política han querido que Aragón se perfile como una comunidad paradigmática. Porque el 26 de mayo los ciudadanos reclamaron consenso y pactos para gobernar. Y porque el líder del PSOE en Aragón está convencido de que la transversalidad existe y que el centro no es una quimera. Pero tendrá que sudar tinta para lograrlo.

Primero cosechó el apoyo del PAR, su fiel escudero para cortar el paso a un posible pacto de derechas apoyado por Vox; y el pasado sábado, CHA ya le dijo que no pondrá muchos reparos a su investidura, aunque habrá que modificar algunos de los acuerdos alcanzados con el PAR. Además, el presidente en funciones parece contar con el favor de Podemos, aunque este tampoco le saldrá gratis.

Sea como fuere, el escenario no parece que ya no disgusta ni siquiera en círculos económicos. Al contrario. La clase empresarial aragonesa ve con buenos ojos el encaje del PAR de Arturo Aliaga en el nuevo Ejecutivo de Lambán. Aliaga fue consejero de Industria durante 13 años y es conocedor de la situación de las empresas y del sector energético, que se postula como uno de los puntales de la economía aragonesa en los próximos años. Eso, por no hablar del anunciado cierre de la térmica de Andorra en junio del 2020 y de la transición energética que debe afrontar la comunidad con paso firme. A cambio, los aragonesistas podrían ocupar cargos intermedios (algunas direcciones generales en determinadas carteras del próximo gobierno) y recuperar organismos como el Instituto Aragonés de Fomento (IAF). Quién sabe si algo más.

El PAR, por tanto, se ha erigido en un «ancla» para salvaguardar los intereses de las empresas, según reconocen algunos directivos en petit comité, si bien consideran que la gestión de Lambán en los últimos cuatro años ha sido aceptable. Solo tienen dos grandes reproches: unos primeros años condicionados en exceso por Podemos y una política fiscal perjudicial para hacer negocios en Aragón. La desigual carga impositiva respecto a otros territorios son el gran borrón de la clase empresarial al Gobierno saliente.

LA BATALLA FISCAL

Pero eso parece solventado, al menos sobre el papel. La hoja de ruta acordada por el PSOE y el PAR contempla una reducción de impuestos en Aragón hasta situarlos por debajo de la media nacional. Pero también la unión de estaciones en el Pirineo y una convivencia entre la escuela pública y la concertada. Tres aspectos que condicionarán una convivencia pacífica en los próximos cuatro años entre el PAR y las fuerzas de la izquierda. Por tanto, habrá que tener más cintura política y más altura de miras que nunca. Lambán lo sabe, y el resto también, pero habrá que ponerlo en práctica. Y eso ya es más complicado.

Desde una perspectiva meramente económica, el Banco de España ya alertó la semana pasada de que en el conjunto del país será necesario pactar para evitar la parálisis económica. «Es importante que se llegue a consensos que lleven hacia la estabilidad política», recalcó el gobernador del Banco de España. Y Lambán parece apostar por ello. Por convicción, quizá, pero seguro que por necesidad.

Porque la apuesta por un gobierno PSOE-Ciudadanos, que la esfera económica aragonesa bendecía como la mejor para la próxima legislatura, se ha desintegrado. Aunque algunos todavía insisten en esta fórmula, Madrid y Rivera se han convertido en escollos insalvables. La obstinación de Ciudadanos y el poco feeling demostrado entre Lambán y Daniel Pérez ha terminado de echar por tierra un posible entendimiento que hubiera colmado las expectativas de la clase empresarial aragonesa. Por eso, el poder económico de la comunidad considera que la entrada del PAR en el Gobierno puede ser el contrapunto a una izquierda que se encuentra en una situación de debilidad.

Aragón siempre se ha considerado una tierra de pactos. Habrá que ver si se cumple la máxima en esta legislatura. No será fácil, pero esta semana comenzarán a darse los primeros pasos.

   
7 Comentarios
07

Por campero 17:55 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

zarago, c´s iba a perder votos sí o sí, pactara con pp o con PSOE, le pasó a cds, y a ucd... tienes que recordar que al menos el 65 % de su voto viene del pp... así es, ni más ni menos. Hubiera estado bien que apoyara a PSOE en las Cortes para evitar a los nazionalistas, pero es verdad que Sánchez tampoco les ofrecía nada...de ahí la desconfianza de Rivera....si Sánchez hubiera tenido miras de estadista, y ofrecido a Rivera algo serio, éste le habría apoyado...pero Sánchez tiene querencia por los radicales nazionalistas...

06

Por campero 17:51 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

proscrito, yo votaré a quien me dé la gana...gracias. Lo que digo es que la prensa le gusta meter el calificativo de ultra derecha y miedos, y las cosas no son así, al igual que podemos no son los rojos peligrosos de stalin y compañía..... y si cree que son tan peligrosos, no vaya ud. a Madrid en estos 4 años, vaya que le hagan daño... Pero debería ir, para ver cómo unas políticas liberales enriquecen a la población, y no el decir todo por Aragón y demás cánticos de terruño... Lo que hace crecer es bajar impuestos, y con PSOE , CHA y Podemos, nada de nada...por cierto Aliaga estuvo en la plaza de Colón y nadie le tacha de facha...pero nada, aquí parece que VOX son el coco...

05

Por Raimon 16:53 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Abajo el Psoe y sus secuaces, los cobradores del ICA, Lamban, Jimeno y Olona.Abajo este nuevo robo legal, que ya pagamos al Municipio.

04

Por Zarago 11:29 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

En esto de pactos , todo se puede esperar , especialmente cuando los politicos se les olvidan los electores , pero despues lo pagan ,ya le pasó a PODEMOS , y sus desaciertos de Iglesias , ahora le tocó a Cs y Rivera , con los pactos con VOX , ya pagará por falso y mentiroso , dijo que Cs nunca pactaria con VOX y luego cayó por el ansia burocratica

03

Por 13 Rue del Percebe 11:20 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Tenía por olvidado y denostado al PAR, pero sus últimas acciones políticas han hecho que lo mire y valore de otra manera. Bien por el PAR, Aragón por delante, el progreso como meta.

02

Por Proscrito 10:30 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Campero usted vote a Vox, que para eso se lo han dejado blanquito y coleando, pero no se meta en asuntos de los demás, es preferible que un partido aragonés mire por los intereses de la tierra y no reciba órdenes de Madrid. . .ya veremos quién acabará pagándolo caro, señor.

01

Por campero 9:26 - 24.06.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La clase empresarial podrá decir lo que quiera, pero los votantes del PAR, al menos una gran parte, se sienten traicionados por este giro a la izquierda. No se van a poder hacer las políticas que quieren sus votantes, especialmente rebaja fiscal, por cuanto no entra en el programa ni de PSOE, ni CHA, ni mucho menos Podemos... Ahora el PAR tendrá que explicar por qué su vértigo a intentar hablar con Vox, y su buena disposición ante CHA y Podemos... Son presas del qué dirán...lo pagarán caro, si no, al tiempo.