+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

INSTALACIONES MUNICIPALES

El parque de Bomberos de Casetas estará listo en verano

Ofrecerá un servicio de 24 horas y contará con dos dotaciones con cinco efectivos

 

El edificio se encuentra en una parcela con acceso directo a la carretera nacional. - JOSÉ MIGUEL CALVO

CARLOTA GOMAR
09/02/2018

El nuevo parque de Bomberos de Casetas estará listo en verano. Las obras de construcción de las instalaciones van a buen ritmo y, si no hay problemas por el camino, en junio podrían haber finalizado. En total se han invertido 1,3 millones, financiados por la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) en el marco del convenio firmado con el Ayuntamiento de Zaragoza.

Se trata de una reivindicación histórica que solucionará una de las grandes carencias del actual parque: las horas de servicio, ya que ahora solo lo presta de mañana y de tarde. Una vez se inauguren las instalaciones, habrá dos dotaciones, con cinco bomberos cada una, que prestarán servicio de forma ininterrumpida durante las 24 horas. El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, que visitó ayer las obras, informó que este equipamiento atenderá las urgencias de los barrios de Casetas, Monzalbarba, Alfocea así como a los municipios de Utebo, Torres de Berrellén y Sobradiel, entre otros.

El parque en construcción se encuentra en una parcela municipal de 8.000 metros cuadrados situada junto a las piscinas. Su ubicación, a las afueras del barrio rural, permitirá a las dotaciones salir con rapidez ya que tiene acceso directo a la carretera nacional y a la avenida Zaragoza de Casetas. Hasta el nuevo parque se trasladará un autotanque, una escalera, un vehículo nodriza y otro ligero.

SUPERFICIE

La superficie total construida es de 1.245 metros cuadrados, de los que 522,95 corresponden a la nave destinada a los vehículos y 722,15 a dependencias administrativas y de estancia. El edificio, con forma de L, tendrá dos alturas, aunque la mayor parte del inmueble se concentrará en la planta baja donde habrá salas de estancia, vestuario, el centro de comunicaciones o el gimnasio. La segunda está pensada para los cuartos de instalaciones y almacén.

El concejal de Servicios Públicos, Alberto Cubero, destacó que esta instalación permitirá ofrecer el servicio en las mejores condiciones porque, entre otras cosas, las dotaciones podrán atender urgencias las 24 horas del día. «Las desgracias no solo ocurren por la mañana o por la tarde», puntualizó.

El actual parque de bomberos, obsoleto y ubicado en el centro del barrio, en una estrecha calle, se cerrará y se estudiarán los posibles usos que podría albergar este edificio, que requeriría de una reforma.

Diez mil días informando

Suplemento especial del 3 de junio de 2018 con motivo del número 10.000 de El Periódico de Aragón.