+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

comunicaciones-teruel

Los vecinos de Cuencabuena se muestran molestos por la supresión de su estación de tren

En algunas localidades, las quejas por la sustitución de las viejas instalaciones por modernos refugios se ha sumado a la falta de servicio entre Teruel y Zaragoza.

 

EUROPA PRESSEUROPA PRESS 20/08/2007

Los vecinos de la localidad turolense de Cuencabuena han manifestado su molestia por la supresión de la línea férrea entre Teruel y Zaragoza, que ha traído consigo casi tres meses sin servicio de tren entre estas dos ciudades aragonesas, pero también quejas y molestias en otras localidades turolenses.

La falta de servicio de tren es la principal queja, pero en otras localidades, como en Cuencabuena y Navarrete, también están molestos porque se hayan hundido las viejas estaciones de tren para dar paso a "refugios" para viajeros. Los habitantes creen que hubiera sido suficiente acondicionar los edificios en lugar de tirarlos. Que no era necesario, dicen, hacer desaparecer algo que consideraban como suyo.

Una vecina de Cuencabuena, Manuela Esteban, señaló a Europa Press que la estación "ya está demolida". "No nos ha hecho mucha gracia, estamos muy enfadados", afirmó.

Esteban aseguró además, que "no dijeron nada, no hicieron más que llegar y tirarla". Y es que esta vecina no entiende la medida que han tomado desde la empresa pública Adif ."Parece mentira que en los tiempos en los que estamos no hayan dejado una cosa tan preciosa como estaba". La vecina, prosiguió diciendo que "era una estación buena", pero ahora "no sé nada de lo que van a hacer. Algo tendrán que hacer porque parada del tren tiene que haber".

En concreto, en esta zona se colocarán unos "refugios", que protegerán a los viajeros de las inclemencias del tiempo en sus esperas, en un intento de modernización de la línea.

Además, en Calamocha se ha acondicionado una dependencia para la espera de los viajeros, al tiempo que se ha aumentado el aparcamiento, y se mejorará la iluminación, igual que en en Lechago, Ferreruela, Cuencabuena y Navarrete.

Diez mil días informando

Suplemento especial del 3 de junio de 2018 con motivo del número 10.000 de El Periódico de Aragón.