+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LA CRÓNICA DE JORGE OTO

Un alma en pena

Un inocente penalti saca del ascenso a un decaído y deprimente Zaragoza que no creó una sola ocasión de gol

 

Clemente y Atienza, con gesto contrariado durante el partido. - MARC MARTÍ / DIARI DE GIRONA

J. OTO
03/07/2020

El Zaragoza que ayer desnudó sus miedos en Montilivi no subirá a Primera División. El gran peligro era que la dolorosa derrota el pasado lunes en La Romareda ante el Huesca sumiera al equipo de Víctor Fernández en una depresión de elefante que amenazara seriamente sus ilusiones y dilapidara todo el excepcional trabajo acumulado antes de que el maldito virus lo cambiara todo. Y, por lo visto en tierras catalanas, el hundimiento es extremedamente peligroso. O se le aplica tratamiento rápido para que levante cabeza o el paciente se perderá. Lo bueno es que hay tiempo, recursos y esperanza, pero el Zaragoza debe empezar por recuperar la fe. Ahora mismo es un alma en pena.


Ni una sola vez tiró a puerta el cuadro aragonés en todo el partido. Bueno, una. Un disparo lejano de Burgui que detuvo Riesgo en la única ocasión que tuvo que tirarse al suelo. Nada más. Un paupérrimo caudal ofensivo que contribuye decisivamente a explicar la justa derrota sufrida ante un Girona que fue mejor en todo. No solo tiró más, sino que propuso más y creyó más.


Claro que con un jugador como Stuani todo es más fácil. Él solo ganó el partido. El veterano acabó con Clemente cuando quiso. Le ganó todas los duelos y, sobre todo, engatusó al canterano para que cometiera un inocente penalti que acabó siendo decisivo. También ahí reside la diferencia. Doce años y muchos millones de euros les separan. Stuani está en el Girona para ganar partidos como el de ayer. Y así lo hizo.


Y eso que, con Burgui acostado en la izquierda y James en el eje junto a Torres, el Zaragoza, al que volvían Puado y Vigaray, no encaró mal el duelo. El equipo aragonés quería el balón ante un Girona encomendado a la diabólica movilidad entre líneas de Borja, el gran azote en el partido de la primera vuelta disputado en La Romareda y el primero en atreverse a probar fortuna desde media distancia. Su rosca en busca de la escuadra izquierda de la meta defendida por Cristian se perdió por no demasiado.
El Girona trató de sacudirse el dominio zaragocista a base de intensidad. Los de Francisco pusieron una marcha más e incrementaron la dosis de agresividad. De hecho, al cuarto de hora dos de sus jugadores –Benítez y Miquel– ya habían sido amonestados.


El cambio de ritmo hizo retroceder al Zaragoza, que empezó a sufrir también desde los costados. En uno, Vigaray acusaba la falta de fuelle ante Benítez, mientras que Samu Sáiz también ponía en serios apuros a un Nieto poco ayudado por Burgui.


Precisamente, un centro del madrileño llegó hasta la bota de Borja, cuyo remate envenenado topó en Stuani antes de marcharse desviado. El mediapunta seguía siendo el gran incordio de un Girona cada vez más cómodo frente a un Zaragoza que hacía tiempo que había fruncido el ceño y que no se acercaría hasta las inmediaciones de Riesgo hasta el ecuador del primer periodo. Fue a través de ese único disparo lejano de Burgui sin consecuencias.


Poco más se sabría hasta el descanso del Zaragoza en labores ofensivas. Con Suárez lento y Puado tratando de aportar toda la movilidad posible que le permitiera su larga inactividad, el peligro lo ponía el Girona. Stuani, hasta entonces desaparecido en combate, tuvo la suya con una vaselina demasiado alta y no llegó por poco a otro centro desde la derecha de Samu Sáiz. Pero el uruguayo ya había avisado. Lo peor estaba por venir.


La blandura del Zaragoza alcanzó su punto álgido a los diez minutos de la reanudación, cuando Clemente cayó en la trampa puesta por Stuani. El zaragozano se fue al suelo en una jugada en la que nunca debió hacerlo y tocó al uruguayo, que al caer ya sabía que la presa había mordido el anzuelo. Antes, el delantero ya había mandado fuera un cabezazo franco tras un certero centro de Borja. Esta vez no iba a fallar.


El tanto acabó de derrumbar a un Zaragoza que ya lucía un semblante cadavérico. Quedaba más de media hora por delante pero los rostros de los jugadores dejaban claro que no había nada que hacer, algo inadmisible a estas alturas. Y, claro, el Girona olió sangre y se lanzó a la yugular mientras Víctor se unía al descorazonador desfile de despropósitos sin mover pieza alguna.


Todo parecía decidido. Lo estaba. Y más cuando el árbitro señaló otro penalti por supuesta mano de Puado que el VAR se encargó de desmentir. Pero ni siquiera eso animó al Zaragoza. Víctor, al fin, reaccionó primero con Soro y luego con un triple cambio que buscaba algo diferente a falta de veinte minutos. Pero no pasó nada. El Girona tenía el partido controlado y apenas sufrió. Un par de centros imprecisos y nada más. El Zaragoza está enfermo, pero su mal tiene cura. Aún. 

 
 
7 Comentarios
07

Por Artimaño 18:53 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Esta semana es DECISIVA con tres partidos fundamentales.

06

Por Artimaño 13:49 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Hay que dejarse la vida por el ascenso directo ganando a los de abajo. No podemos competir con nadie en un posible play off con los de arriba. Tenemos que recuperar urgentemente la seguridad defensiva y la solidaridad. Víctor haz terapia.

05

Por fogerty 13:41 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Haciendo el peor partido de foráneos sólo nos han ganado por un fallo puntual un equipo como el Girona, con más plantilla y sin bajas. Estaremos en la pelea hasta el final , que nadie lo dude

04

Por Pedro_ZGZ 11:46 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La cosa pinta muy mal, desde el regreso del puñetero COVID, solo hemos ganado a dos equipos prácticamente descendidos, el resto de los partidos los hemos perdido, así que creo que habría que empezar a mentalizar a la gente y sobre todo a los jugadores de que la posibilidad de ascender va a pasar seguramente por la promoción (ojalá no sea así y subamos directamente). Toca restañar heridas, cuidar físicamente a los jugadores claves para llegar en la mejor forma posible al final (por suerte se han acabado las amenazas de suspensión por amarillas). Hay que recuperar a los centrales que han tenido un regreso muy flojo, Atienza no es tan mal jugador como parece últimamente, no sé si es una cosa mental o física pero tenemos que recuperarlo. Habrá que cambiar estrategias y dibujos tácticos (por qué no probar un trivote), todos los equipos saben como jugarnos pero da la sensación de que nosotros no sabemos a qué jugamos.....

03

Por Norman 10:32 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Totalmente de acuerdo con el comentario 2(rert). A la plaga de lesiones de larga y larguísima duración, hay que unir la penosa baja forma en la que han llegado algunos jugadores, caso de los centrales por ejemplo, ademas de la nula aportación de otros jugadores como Burgui(quien te ha visto y quien te ve), y no digamos Pereira. En fin, un cúmulo de desgracias y sobre todo un problema de autentico fondo de armario, con relación a otros equipos de la categoría. A pesar de todo no perdamos la fé y confiemos que hagan un ultimos esfuerzo en estos ultimos partidos. ¡Aupa maños!

02

Por rert 9:42 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

A riesgo de que me llamen cenizo afirmo que el Zaragoza no subirá. El ascenso directo es imposible, vista la dinámica en la que se encuentra. Y las dinámicas no se pueden cambiar sin apenas tiempo de curar heridas, de entrenar, de recuperar al grupo. Al Zaragoza le ha infectado el virus, que lo ha dejado debilitado, sin fuerzas para pelear; ese maldito virus que le ha convertido en una sombra del equipo que era hasta el parón por la pandemia. Una desgracia otro año más. Sólo nos queda esperar que el virus no se lleve al club definitivamente en septiembre.

01

Por greg_orio 8:43 - 04.07.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La falta de Guitián, cuando tenemos a un penoso Atienza, se nota. Rotar es un riesgo, pero tienes activos y menos desgastados a todos. Y lo peor: no hay dinamita. Alguien debería explicar el desastre Pereira. Curiosamente, al final es cuando más notamos la falta de Dwamena

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla