+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LA CRÓNICA DE RAQUEL MACHÍN

La máquina de anotar

El Casademont supera al Bilbao Basket (73-96) con otra exhibición ofensiva y un Barreiro estelar

 

Los jugadores del Casademont celebran su triunfo en Bilbao. - ACB PHOTO

RAQUEL MACHÍN
23/01/2021

Ya no hay ninguna duda. Este Casademont Zaragoza es otro, mucho mejor, más solvente, más divertido de ver. En Bilbao sumó su tercera victoria seguida (73-96), dejó atrás a otro rival directo, confirmó su escalada en la clasificación y proclamó su nueva realidad: es la máquina de anotar puntos de la Liga Endesa. De nuevo cerca de la centena, otra vez con un gran acierto (53% en tiros de dos y 61% en tiros de tres), el Casademont ganó en Miribilla por aplastamiento ante un Bilbao Basket que, igual que en el Príncipe Felipe, no encontró respuestas ni siquiera con el recuperado Balvin. Ganar a este Casademont es francamente difícil.

Suele decirse que los equipos crecen a partir de la defensa. Que estando fuertes atrás es como se consigue la confianza para resolver delante. Que el trabajo sucio en el aro rival es el que da el éxito. Pues el Casademont está haciendo justo lo contrario. El equipo de Sergio Hernández está creciendo, se está agigantando por momentos, a partir de un ataque demoledor. Que es la mejor virtud de esta plantilla, la capacidad anotadora. El caudal ofensivo del equipo aragonés se está desbordando desde hace semanas y no hay dique ni presa que lo pueda contener de momento.

En Bilbao volvió a suceder. 29 puntos en el primer cuarto. Y con su máximo anotador, Ennis, sin ni siquiera tirar a canasta y sentado por una deficiente defensa sobre Jenkins. Pero ahí estaba Harris y, sobre todo, un Hlinason imparable. Le ganó la partida al checo Balvin, de vuelta tras nueve jornadas ausentes, y solo lo frenaron los colegiados al señalarle dos faltas casi seguidas cuando llevaba camino de otro partido de escándalo. Pero el Casademont ya iba por su camino y nada le iba a hacer descarrilar.

Aunque el primer cuarto terminó con solo cinco puntos de ventaja (24-29), el enorme acierto del equipo aragonés (12/17 en tiros de campo) ya le hacía sentirse poderoso y dueño de la situación y le permitió dar el paso que le faltaba: cerrar la defensa. El Bilbao Basket solo pudo anotar ocho puntos en los segundos diez minutos. Y además apareció Barreiro, inconmensurable. El gallego es un seguro atrás porque es un estajanovista, siempre pelea en defensa, siempre va a por el rebote. Si, además, empieza a enchufarlas desde todas las distancias, entonces se convierte en el jugador del partido.

El encuentro ya estaba roto al descanso (32-52) porque el Casademont estaba muy seguro de sí mismo y el Bilbao ya se sentía derrotado. Se veía en los jugadores de Álex Mumbrú durante la segunda parte. En este segundo tiempo el Casademont no fue tan regular, tuvo sus momentos más bajos, pequeños lapsos de sucesión de errores al final del tercer y el último cuarto que el Bilbao aprovechó para rebajar un poco la distancia, que llegó a ser de 35 puntos en el máximo apogeo, en el tramo final del partido. Pero todo dentro de la lógica de un partido con un marcador tan abultado y tan decidido tan pronto.

Hubo tiempo incluso para darle más minutos a Justiz, temeroso ante Balvin, superior frente a Dos Anjos, para reservar jugadores, para sentar al mejor, Barreiro, durante los últimos 13 minutos y que el equipo aún siguiera aumentando la renta, para dejar a Ennis y que recuperara sensaciones tras un inicio tan poco habitual en él. También para que salieran a pista Aleix Font y Jaime Fernández. Todo salió a pedir de boca para el Casademont.

El equipo aragonés enlaza así su tercera victoria consecutiva en la Liga Endesa, todas ellas ante rivales directos, que le valen para empezar a posicionarse para abandonar definitivamente los puestos de peligro. Va por buen camino, muy bueno. Ha encontrado su estilo, su juego, dejando aflorar todo su potencial ofensivo. Es una máquina de anotar puntos que ya sabe perfectamente cómo ganar.

Ficha técnica:

RETAbet Bilbao Basket: Rousselle (6), Jenkins (11), Zyskowski (7), Kulboka (8) y Balvin (8) -cinco inicial-; Kljajic (4), Brown (11), Alex Reyes (2), Miniotas (12), Huskic (4) y Dos Anjos.

Casademont Zaragoza: Bray (14), Ennis (8), Benzing (8), Harris (16) y Hlinason (10) -cinco inicial-; Javi García, Sulaimon (3), Brussino (8), Barreiro (22), Justiz (4), Font (3) y Jaime Fernández.

Parciales: 24-29, 8-23, 20-21, 21-23.
Árbitros: Antonio Conde, Rafael Serrano, Alberto Baena.
Eliminados: No hubo.
Incidencias: Partido de la 21ª jornada de la Liga Endesa disputado en el Bilbao Arena.

 
 
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla