+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Los deportes de aventura

Reto en el Monte Perdido

El vizcaíno Txus Romón ha batido el ascenso y descenso de la montaña desde Torla en 4 horas y 46 minutos La ruta tiene un desnivel acumulado de 4.800 metros

 

La cara sur del Monte Perdido que ascendió Romón. - Foto:R. M.

Romón, en la cima del Monte Perdido. - Foto:R. M.

R. MARTÍ
21/09/2012

Txus Romón es un enamorado del Monte Perdido. Este fisioterapeuta vizcaíno nacido en Muskiz hace 37 años ha subido el gigante calcáreo por todas sus vertientes. Desde la ruta normal por el Lago Helado, a la vía de Las Escaleras y la cara norte por el Lago de Marboré...

Desde pequeño, hizo andadas con su aita (padre) por los montes cercanos a la localidad costera de 7.000 habitantes. Txus conoció las carreras por montaña en el año 1999. Corrió entonces la Galarleiz, el maratón de montaña más famoso del territorio español. "Me aposté con un amigo que era capaz de acabarlo. Me quedé sorprendido al acabar entre los 20 primeros", explica.

En los últimos años, Romón ha buscado el más difícil todavía. El vizcaíno se ha hecho famoso por sus retos. Subió corriendo La Facha desde el embalse de La Sarra en dos horas; hizo el mayor desnivel de España (2.250 metros) en Picos de Europa, en dos horas y 13 minutos. También ganó en la Travesía a los Picos de Europa, 77 kilómetros y 14.000 metros de desnivel acumulado.

Pero Romón tenía entre ceja y ceja algo mucho más fuerte. El gran reto era batir el récord del ascenso y el descenso del Monte Perdido saliendo y llegando a Torla. Joan María Vendrell, el guarda del refugio de Góriz, abrió la carrera. Después, mejoró su marca el sabiñaniguense Jesús Sánchez, en cinco horas y media y el último plusmarquista, es el vasco Iker Carrera, en 4.48.

 

En forma

Romón se encontraba este año como una moto y se propuso batir la marca de su paisano. Se puso manos a la obra y decidió afrontar este verano el desafío del Monte Perdido. Un recorrido de 4.800 de desnivel acumulado y 2.400 de ascenso continuado que un senderista necesita dos jornadas en completarlo. Romón decidió acometer esta pequeña locura el pasado 14 de agosto. "Elegí ese día coincidiendo con mis vacaciones. Arguiñe, mi esposa, me animó a intentarlo". La carrera la comenzó en el cuartel de la Guardia Civil a las 5.47 horas de la mañana. "La víspera, los guardias civiles me dieron un testigo que era una medida de la Virgen del Pilar. Con ella me tenia que hacer una foto en la cumbre y enseñarselas en el regreso", dice el corredor vizcaino.

Comenzó de noche corriendo por la carretera. Le costó llegar a la pradera de Ordesa 38 minutos. Fue subiendo progresivamente por el Bosque de las Hayas y el camino de las cascadas hasta llegar a las Clavijas de Soaso en hora y media. Desde el refugio de Góriz llegó a la cima tras 2.46 de esfuerzo. Eligió el camino directo de Las Escaleras para llegar a los 3.355 metros de altitud. "Las escaleras tienen cuatro franjas o fajas hasta la cumbre. Hay que encontrar las chimeneas de segundo grado". En esta zona Romón se despistó. "Estaba empecinado para hacer la marca. No vi ningún hito y la pérdida me causó mucho agobio. Me encontraba solo y cansado a gran altura", recuerda.

Pero al final llegó el feliz momento de alcanzar la cima. "Eran las nueve menos cuarto y hacía fresco. Estuve dos minutos escasos. Hice la foto y bajé a tumba abierta", explica. Solo al final pudo relajarse puesto que tan solo batió el récord por dos escasos minutos. "Me daba cuenta de que no batiría el tiempo, pero fui concentrado. Fui a tope, a ritmo de competición. La bajada la hice por Turieto, lo que pasa es que al final hay que remontar una cuesta hasta el cuartel. Es una subida canalla". A este bólido humano le costó bajar desde la cumbre hasta Torla 1.48. En el cuartel de la Guardia Civil le esperaban alborozados su esposa y Aitxol, su niño de cuatro meses.

Poco material se llevó Romón para su desafío. Lo más importante eran unas zapatillas Salomon ligeras, una riñonera con una pequeña manta térmica, el teléfono móvil, una camiseta de tirantes y pantalón corto. También se llevó unos geles y unas barritas energéticas. La hidratación era básica. "Cargué agua en la pradera y las gradas de Soaso, en la ida y la vuelta. Pero estaba todo muy seco", concluye.

   
5 Comentarios
05

Por El Firé 20:16 - 21.09.2012

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

No tengo por qué dudarlo, más si hay pruebas, pero los que conocemos un poco la ruta y ascenso a la cima de Monte Perdido, casi hay que hacer un acto de fe. Torla, Puente los Navarros, Pradera , Soaso ….¡ joder ¡

04

Por PROSKRITO 13:56 - 21.09.2012

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

¡ jo, en ese tiempo, el menda no se pudo subir las clavijas de TORLA, porque se " giñó " a media subida. . .!. Desde luego hay cada campeón , ¡ que paqué . . .! ( este sí, y no el ARENAS )

03

Por rony 11:18 - 21.09.2012

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Increible hazaña¡¡¡ y lo de ver a un vasco con una bandera espanyola tambien...jeje

02

Por Enhorabuena 10:42 - 21.09.2012

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Un poco bestia ya lo es, ya, desde Torla en ese tiempo yo ni a la cola del caballo. joder. Y ESTO SÍ QUE ES UNA NOTICIA DEPORTIVA, no tanta mierda del fútbol que nos tiene saturados.

01

Por Dominguero 10:34 - 21.09.2012

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Qué machote. Habrá disfrutado mucho y muy intensamente de la excursión. ¿O no?. (Siempre hay gente para todo. Y en Bilbao, mas)

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla