+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

AUTOMOCIÓN

Los beneficios de Ford cayeron un 30%

La marca registró 4.560 millones de euros el pasado año frente a los 6.250 millones del ejercicio de 2017. La caída de las ventas en Europa y en China obligará a un fuerte reajuste comercial de producto este año

 

Un operario en la cadena de montaje de la fábrica de Ford Almussafes. - MIGUEL LORENZO

AGENCIAS
16/01/2019

Ford ha rodado muy fina el pasado año. De hecho, la compañía estadounidense registró un fuerte retroceso en sus resultados de 2018, con un beneficio neto ajustado de 5.194 millones de dólares (4.560 millones de euros), lo que supone casi un 30% menos en comparación con los 7.123 millones de dólares (6.250 millones de euros) que ganó en el ejercicio precedente.

La situación de 'crisis' que vive la firma estadounidense en Europa parece que en 2018 sí hará mella en las cuentas de la compañía, según los datos provisionales presentados por la empresa en la 'Deutsche Bank Global Auto Industry Conference' en Detroit (Estados Unidos). En 2017, el beneficio neto atribuido de la empresa aumentó un 65,4% pese a ganar 971 millones de dólares (789 millones euros) menos en el 'Viejo Continente'.

Ford quiere fortalecer su posición competitiva y volver a la rentabilidad en Europa y para ello acometerá un plan de bajas voluntarias para sus trabajadores en territorio europeo, que afectará a miles de trabajadores y que tiene el objetivo de reducir costes laborales.

"En los últimos 19 meses, hemos trabajado para remodelar y transformar nuestra empresa, afinando nuestra competitividad, realizando acciones para mejorar nuestra rentabilidad y rendimiento, e invirtiendo en nuestro futuro. Estas acciones apoyan nuestro impulso para satisfacer a los clientes de hoy, y los de mañana ", señaló el presidente y consejero delegado de la multinacional, Jim Hackett, en Detroit.

EL EFECTO DE LAS PENSIONES

La empresa terminó 2018 con una caja de 23.100 millones (20.295 millones de euros) y una liquidez de 34.200 millones (30.047 millones de euros). Además, debió hacer frente al pago de 877 millones de dólares (770,6 millones de euros) por sus planes de pensiones en Estados Unidos.

El presidente de Mercados Globales de Ford, Jim Farley, recordó que la firma renovará, en los próximos dos años, el 75% de su gama de producto para el mercado norteamericano, así como que acometerá un rediseño de la estrategia de la empresa en Europa para ganar en competitividad y rentabilidad.

Además, Farley destacó que la filial europea de Ford Europa llevará a cabo un rediseño paralelo para incluir una línea de vehículos más enfocados en el cliente dentro de tres grupos de negocios: vehículos comerciales, vehículos de pasajeros e importaciones.

EL 'LABORATORIO' CHINO

La corporación con sede en Dearborn, en Michigan (EE.UU.) también se ha marcado como objetivo mejorar su estructura de costes en China, donde presentará más de diez nuevos productos entre las marcas Ford y Lincoln este año, y más de 30 para 2021. En Suramérica, donde su plantilla se redujo un 20% en 2018, continuará reduciendo costes y mejorando su eficiencia.Ford pagará un dividendo de 0,15 dólares (0,13 euros) por acción el 1 marzo a los accionistas registrados al cierre de operaciones el 31 de enero. En 2018, distribuyó un total de 3.100 millones (2.723 millones de euros) entre sus accionistas y, para el cierre de ejercicio, las distribuciones acumuladas totalizan 18.400 millones de dólares (16.168 millones de euros), desde que se restableciera el dividendo regular de la compañía en 2012.