+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Subir los salarios para crear empleo

 

RAÚL Oliván
20/01/2013

Llevamos tantos años escuchando que para salir de la crisis y crear empleo se deben reducir los salarios --un mantra neoliberal que suele venir acompañado del hit "hemos vivido por encima de nuestras posibilidades"-- que el título de mi artículo puede parecer un oxímoron, o cuando menos una provocación. Pero no lo es. Como prueba de que estas ideas han calado hondo, hace unos días, el presidente de Cepyme, Jesús Terciado, manifestaba la necesidad de crear un nuevo Contrato Joven equiparado al salario mínimo interprofesional (SMI) --645,30 euros-- para reducir el paro juvenil que alcanza la dramática cifra del 50% en nuestro país.

No puedo entender que Cepyme se apunte a esta tesis. Las pymes venden la práctica totalidad de sus productos en el mercado interno, por lo que un empresario quizá quiera reducir los salarios de sus trabajadores pero, al mismo tiempo, deseará que suceda todo lo contrario en el resto de las empresas, pues esos trabajadores --las pymes generan alrededor del 80% del empleo en España-- son precisamente sus potenciales clientes.

Es una paradoja que recuerda al dilema del prisionero, en el que las pymes tienen ante sí la opción de competir o cooperar: si todos deciden reducir salarios, todos pierden con caídas de consumo, cierres y desempleo, generando un círculo vicioso; si todos mantienen o incluso elevan salarios, todos ganan, pues aumenta la renta disponible, sube la demanda y el consumo.

La tentación humana no sólo es ganar, sino ganar más que los demás, pero la lógica del juego nos recuerda que ese camino no nos lleva a nada bueno, y a los hechos me remito. Con la bajada de salarios perdemos casi todos, los trabajadores y la clase media, incluidas las pymes. La pregunta es: ¿por qué la mayoría de los gobiernos está aplicando esta receta de dolor masivo?

Quizá la respuesta la hallemos en el inmenso poder que tienen los únicos que ganan: las grandes multinacionales que exportan y necesitan ganar competitividad en el exterior por la vía rápida, y sobre todo las grandes empresas que poseen mercados cautivos con demanda asegurada (telecomunicaciones, energía, transporte-) y que siempre tienen algún sillón libre en sus consejos.

 
 
3 Comentarios
03

Por Raúl 12:52 - 20.01.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Gran apunte Guillermo. Isabel, ese el quid ¿Cómo romper el círculo vicioso y sustituirlo por uno virtuoso? Da para muchas líneas pero fundamentalmente pasa por una política de estímulo a gran escala. Y te doy la razón en parte, si tomamos a un empresario individualmente no hay análisis posible, el asunto es considerar la economía como un todo y eso es responsabilidad de los gobiernos y también de los agentes sociales y económicos. Es decir,

02

Por Isabel Iniesta 10:16 - 20.01.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Interesante propuesta, Raul. A los empresarios (los de pie a tierra) nos encantaría pagar grandes sueldos para que todos tuviesen dinero disponible para comprar y que el mercado fuese muy activo y saludable. Permíteme una pregunta ¿Cómo puede competir una empresa con costes elevados (del tipo que sean) en un mercado con precios a la baja por fuerte competencia y baja demanda? El dinero para pagar los salarios sale del bolsillo de los clientes.

01

Por Guillermo 10:10 - 20.01.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La idea es tan lógica como poco difundida. A mayor nivel de renta, mayor consumo. El problema viene en como ponerla en práctica y eso necesariamente ha de venir por una reducción de los costes salariales que supone la aportación a la seguridad social. ¿cómo entonces financiamos pensiones,desempleo y demás prestaciones? Primero porque si se disparara el consumo interno, se requeriría más mano de obra (especialmente en sector servicios) y a más cotizantes, aunque aporten individualmente menos,al final se aporta más dinero. Segundo, aportando todos por igual: Los mayores salarios (miembros de Consejos de administración) no cotizan un céntimo porque...no se considera trabajo!!!(claro, el legislador que luego irá a ocupar ese puesto, es el que no lo considera así).Pero además, a partir de los 42.000 €/año, cualquier subida salarial no repercute en la caja de la seguridad social (otra vez el mismo legislador). Esto se resume en que para un salario de 15.000 €, se aporta un 37'5% sobre el mismo, mientras que para un salario de 60.000 es de un 26,25%, para 90.000 un 17,5% o para 120.000 apenas un 13%. Si la aportación fuera de todos igual (ya no progresiva) y en torno al 25%, habría margen suficiente para subir salarios, crear nuevo empleo y mantener un sistema de protección sostenible (y lo único que sería insostenible serían los multimillonarios salarios de unos pocos).

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla