+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

INVESTIGACION DE LA MATANZA DE MADRID

Un sirio detenido por el 11-M se afilió al PSOE tras la masacre

  •  El partido expulsa a Mohanad Almalah, arrestado dos veces


  •  

    EL PERIODICOEL PERIODICO 19/03/2005

    La policía detuvo ayer por segunda vez al sirio-español Mohanad Almalah Dabas por su presunta relación con los atentados del 11-M. La divulgación de esta captura sirvió, además, para desvelar un hecho hasta ahora ignorado: que Almalah se afilió al PSOE en mayo del 2004, dos meses después de la matanza y de las elecciones que dieron la victoria a los socialistas. En cuanto conoció esta información, el PSOE decretó anoche su "expulsión inmediata".

    Las pesquisas policiales indican que Almalah, junto a su hermano, mantuvo contactos con algunos de los principales implicados en el 11-M, como el suicida Serhane ben Aldelmajid, el Tunecino , o el supuesto cerebro de los atentados, Rabei Osmán Sayed, el Egipcio. Al detenido se le vincula igualmente al entorno del también sirio Abú Dahdah, presunto jefe de Al Qaeda en España.

    Almalah, detenido y liberado hace un año en relación al 11-M, fue arrestado ayer a las 10.10 horas cerca de su casa, en la calle de los Químicos de Madrid, según informó el Ministerio del Interior. Las investigaciones indican que Mohanad Almalah y su hermano Mutaz captaban a radicales islamistas en España para enviarlos al extranjero. Los albergaban, entre otros lugares, en un inmueble de la calle de la Virgen del Coro, en Ciudad Lineal, donde realizaban labores de adoctrinamiento.

    LAS COMPROBACIONES Al conocer esta detención a través de los medios de comunicación, un responsable de la agrupación socialista del distrito de San Blas (Madrid) relacionó ayer a Almalah con el ciudadano sirio que pidió el alta en la sede a mediados del pasado año. Las posteriores comprobaciones permitieron confirmar que ingresó en el partido el día 12 de mayo.

    En un comunicado, el PSOE explicó que sólo pide tres requisitos a quienes solicitan convertirse en militantes: que sean mayores de edad, que presenten un documento de identidad válido y que residan en España. El partido también subrayó que tiene más de medio millón de afiliados, con lo que sugirió que no está en su mano velar por la rectitud de la conducta de todos ellos.

    En todo caso, el secretario de organización del partido, José Blanco, acordó la expulsión de Almalah "a la vista de las graves acusaciones que pesan sobre él". Esta misma semana, se ha sabido que el socialista asturiano Fernando Huarte visitó en la cárcel a un recluso islamista vinculado a uno de los autores materiales de la matanza de Madrid.