+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

ESCUCHAS ILEGALES

Hugh Grant cobrará más de 100.000 euros del Mirror

El grupo de comunicación llega a un acuerdo con el actor para indemnizarle por haberle pirateado el teléfono

 

EL PERIÓDICO
05/02/2018

El actor Hugh Grant ha llegado este lunes a un acuerdo con el grupo mediático Mirror Group Newspapers (MGN), por el que este compensará al intérprete británico con una suma no desvelada en concepto de daños por haber interceptado ilegalmente su teléfono.

La estrella, de 57 años y protagonista de películas como Cuatro bodas y un funeral o Notting Hill, ha estado este lunes presente en una audiencia celebrada en el Tribunal Superior, en la que su abogada ha detallado los pormenores del acuerdo alcanzado ante el juez Anthony Mann.

Según divulgan los medios británicos, se cree que el acuerdo entre las partes "supera las 100.000 libras [algo más de 110.000 euros]", una cantidad que Grant donará al grupo de activistas Hacked Off, promotor de una campaña contra las escuchas ilegales.

"Engaño a alto nivel"
En una declaración a los medios a las puertas del tribunal, Grant ha explicado que este caso no versa únicamente sobre lo que le sucedió a él y ha aclarado que recurrió a la justicia "decidido a descubrir la verdad sobre la naturaleza del engaño a alto nivel en el que incurrió el Grupo Mirror".

"Este litigio ha dejado claro que las interceptaciones telefónicas y otras prácticas ilegales para recabar información se cometían a escala industrial en el Daily Mirror, el Sunday Mirror y el Sunday People", lamentó.

El actor ha subrayado que este grupo mediático "ha engañado a los ciudadanos y a sus accionistas durante muchos años, y ha defraudado a los lectores y a los periodistas que trabajan duro".

"Cifra sustancial"
En el 2012, Grant ya ha aceptado una "cifra sustancial" en concepto de daños por parte del desaparecido tabloide británico News Of The World.

El intérprete fue una de las víctimas que padeció las consecuencias de esta intromisión en los teléfonos móviles de famosos en la que incurrieron durante años de manera sistemática reporteros a fin de publicar informaciones exclusivas, que llevaron al cierre del citado periódico sensacionalista en el 2011.