+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Gente a la últim@

Elena Martín: «El consumo rápido va en contra de nuestros principios»

 

Elena Martín: «El consumo rápido va en contra de nuestros principios» - SERVICIO ESPECIAL

Adriana Oliveros Adriana Oliveros
15/09/2019

Esta turolense (a la derecha) paseó su sueño por la Semana de la Moda de Nueva York. Su firma, Anhelébloom, suma arte y compromiso. ‘Líneas en el cielo’ que se confeccionan en la Fundación Térvalis de Teruel. Economía social que triunfa en la pasarela

–De Teruel a Nueva York…

–¡Sí! Para nosotros era muy importante que una marca que tiene como objetivo la implantación de sus colecciones en el mercado nacional e internacional, tuviera su puesta de largo en la semana de la moda más importante del mundo. Y con nosotros nos hemos traído todo el cariño de una tierra y de unas gentes que han trabajado muy duro para hacer este sueño realidad.

–Normal que esté en una nube y dibujando ‘Líneas en el cielo’. Este es, por cierto, el título de la colección.

–Ha gustado mucho esta colección y es cierto que eso te hace sentirte en las nubes, pero es un proyecto que lleva mucho tiempo gestándose y creado con unos pilares muy firmes. De hecho Anhelébloom es una de las pocas firmas españolas en las que el 100% de nuestras prendas son confeccionadas por personas con capacidades diversas y en riesgo de exclusión social, en las instalaciones de la Fundación Térvalis en Teruel.

–Su hermano, Gene Martín, es un artista multidisciplinar y es quien pinta e imagina los estampados, para los diseños de Angie Polanco en esta colección.

–Tenemos la suerte de vivir en una tierra donde hay mucho talento y yo soy muy afortunada por tener de hermano a Gene, y aprender a su lado la importancia del silencio y la libertad que disfrutamos en Teruel, y como nos ayuda a vivir de una forma mas consciente con nuestro entorno. Tanto el trabajo de Gene Martín, creador de los estampados que son el eje, sobre los diseños de Angie Polanco, nos han permitido que acerquemos en esta colección de Anhelébloom, la importancia de vivir desde el corazón.

–Ustedes son turolenses, como el gran Manuel Pertegaz. En algún momento le he escuchado hacer una referencia a él.

–Cuando Manuel Pertegaz llevó el talento de esta tierra a Estados Unidos, estaba a la altura de grandes modistos como Valentino, Pierre Cardin y Pierre Balmain, y Teruel fue conocido internacionalmente, gracias a grandes mujeres como Audrey Hepburn, Jackie Kennedy o Ava Gardner, que llevaron sus obras con orgullo por todo el mundo. Trabajamos para seguir la estela y el legado que dejó en Nueva York y desde el primer momento ha sido una gran inspiración.

–¿Cómo surgió la oportunidad de llegar a esa pasarela de diseñadores de Latino América?

–Con la incorporación de Cayetano Castellano como CEO de Anhelébloom, todos los acuerdos internacionales empezaron a tomar forma, desde la búsqueda de una diseñadora de fama mundial como Angie Polanco, hasta el cierre de nuestra presencia en la NYFW.

–Como decía antes, su firma representa un nuevo concepto de moda. No solo está comprometido con otras disciplinas sino también con la economía social, a través de la Fundación Térvalis.

–La pena es que se considere como un concepto nuevo cuando en la realidad, debería de ser lo habitual, fomentar desde todos los ámbitos productivos un desarrollo social y económico colectivo no excluyente. Todos debemos de devolver a la sociedad algo de lo que nos ha dado. La Fundación Térvalis inició sus actividades en 2005, son muchos años desarrollando proyectos sociales en nuestra región, muy enfocados en la creación de empleo estable en sectores en riesgo de exclusión a través de sus centros especiales de empleo. Anhelébloom pone en valor la filosofía que guía los pasos de la Fundación Térvalis en el mundo de la moda. Los beneficios de la venta están destinados a mantener e incrementar los puestos de trabajo para estas personas. Eso es lo realmente importante para nosotros y nos hace muy felices.

–En un mundo dominado por la moda de consumo rápido, ustedes se sentirán como David luchando contra Goliat.

–Defendemos la moda sostenible frente al consumo rápido, donde el abuso de los recursos naturales y la explotación de las personas va en contra de los principios de nuestra firma. Creemos que la conciencia por vestir ropa responsable es cada día mayor y que este es un movimiento que ha llegado para quedarse.

–¿Su apuesta por Teruel sigue firme o tiene necesidad de volar?

–Teruel es mi casa y es donde vive la gente que yo quiero y necesito tener cerca. Anhelébloom ha nacido con la filosofía de producción basada en kilómetro cero y concienciación social. Queremos seguir generando trabajo y riqueza en Teruel.

–Creo que quiere hacer que esta colección se pasee también por Teruel. ¿Hay fecha?

–Nueva York ha sido la primera pasarela, pero tenemos cerrados eventos en Teruel, Bilbao y Barcelona... Aún sin fecha.