+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Tres en uno

Diez años sin Labordeta

Era un hombre culto pero tenía una asombrosa conexión con lo popular; era alguien cercano

 

José Antonio Labordeta. -

Daniel Gascón Daniel Gascón
21/09/2020

Se han cumplido 10 años de la muerte de José Antonio Labordeta. Muchos autores y políticos viven tras su fallecimiento una especie de purgatorio o de viaje a un lugar del que no te rescata nadie, o del que te rescata gente con suerte inesperada. No creo que sea ese el caso de Labordeta, cuya memoria sigue bastante viva.

Es curioso comparar aspectos de Labordeta y la política actual.

Era un hombre culto pero tenía una asombrosa conexión con lo popular: mucha gente lo veía como alguien cercano. Esa era una diferencia con respecto a los políticos de muchos puntos distintos del espectro ideológico que apelan al pueblo pero solo conectan con los ciudadanos a través de las encuestas y el trampantojo: amor de calculadora. Aunque daba imagen de contundencia, no era un hombre dogmático: era pluralista en política, capaz de apreciar la complejidad como analista y de tener amistades con gente de ideas muy alejadas de las suyas.

Hemos aceptado que muchas fuerzas periféricas muestren estrechez de miras y una visión centrada en el qué hay de lo mío, cuando no en una deslealtad más o menos disimulada. En cambio Labordeta, diputado por CHA en el Congreso, conjugaba el afecto y la reivindicación de lo particular con el aprecio y el conocimiento de lo común. Era un hombre marcado por sus orígenes, por la influencia de su hermano, pero también era un viajero y un curioso, y una cierta arbitrariedad daba variedad a sus descubrimientos.

También, frente a la actual espectacularización de la política, Labordeta (en cierto modo un hombre del espectáculo, que sabía dar un sentido teatral a sus intervenciones) se tomaba en serio el trabajo parlamentario. Era capaz de reírse de sí mismo, de fracasos políticos (como cuando decía que su partido era la IDA, la Izquierda Depresiva Aragonesa) o de su enfermedad. En vez de tomarse demasiado en serio a sí mismo, sabía que la autoironía es un requisito esencial para ser una persona seria.

Hay aspectos de su tarea menos conocidos que otros: en algunos sentidos era básicamente un poeta, y fue un narrador eficaz, divertido y ágil, en sus libros de memorias, en la faulkneriana ‘En el remolino’ o en volúmenes maravillosos como ‘Cuentos de San Cayetano’: tenía sentido cinematográfico y la capacidad de crear una escena inolvidable con pocos elementos. Supo unir a gente de sensibilidades y edades muy distintas, a veces iba enlazando conversaciones en los pasos de cebra de Independencia y una broma un poco bruta era la forma pudorosa de su afecto. @gascondaniel

 
 
6 Comentarios
06

Por vecino 8:10 - 22.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Porque Labordeta no se ha callado ni muerto. Porque el abuelo —como lo llamaban desde mucho antes de serlo— sigue cantando, porque sus palabras siguen percutiendo, porque su atronadora voz sigue resonando en la Carrera de San Jerónimo, porque su imagen de hombre cabal, íntegro y honorable sigue proyectando una larga y alargada sombra bajo la que pueden seguir cobijándose todas las gentes de bien

05

Por el sherif 12:53 - 21.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

No olvidamos al abuelo. Gran ejemplo de aragonesismo. Actualmente nadie le llega a la suela del zapato.

04

Por Roger de Flor 12:42 - 21.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Un ultra cómo Gascón debería aprender más de Labordeta y doblar menos el lomo con la extrema derecha.

03

Por vecino 8:12 - 21.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

El único defecto de Labordeta que era aficionado a la cruel Tauromaquia

02

Por vecino 8:11 - 21.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

19 de septiembre, se cumplen 10 años de la muerte de Labordeta. Tenía calado, mejor que nadie, a esta derecha cavernaria que se creen los dueños del cortijo. Un tipo necesario al que se echa mucho en falta. Hace ya 10 años que nos dejó José Antonio Labordeta, pero su voz y su integridad siguen muy presentes.

01

Por vecino 8:07 - 21.09.2020

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Señor Gascón leyendo su articulo llego a la conclusión de que usted tiene que aprender mucho del caracter de Labordeta. Labordeta tenía muchas virtudes que le vendrían a usted muy bien.

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla