+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El fascismo que nunca se fue

Una parte de los españoles tendremos que seguir sintiéndonos insultados recorriendo nuestras ciudades

 

El fascismo que nunca se fue -

JUAN MANUEL Aragüés Estragués
26/08/2013

En los últimos días, viene siendo noticia la proliferación de gestos y actitudes fascistas en el seno del PP, especialmente entre sus juventudes, pero no solo. Brazos en alto con mirada estúpida, escudos del aguilucho sobre la bandera patria, defensa de un monumento a Primo de Rivera en Granada, son las últimas perlas de un partido que, aunque declara con la boca pequeña su ruptura con el pasado y utilice el adjetivo fascista como instrumento de descalificación, conserva una mirada cómplice con el franquismo. El PP se siente heredero de un régimen al que nunca ha condenado y cuyo recuerdo, en forma de símbolos, se esfuerza en mantener.

Podría decir que mis vacaciones han sido un recorrido por las geografías de un fascismo que nunca se fue. La belleza de Cantabria queda empañada por el constante recuerdo de que, en 1939, media España humilló a la otra media. Calles con nombres de criminales fascistas, iglesias que conservan en sus fachadas la memoria de los caídos por Dios y por España, incluso, en plena zona turística de Santander, un monumento a la división navarra que liberó la ciudad en 1937. Es decir, una verdadera vergüenza. No creo que sea el único español que siente indignación porque los fascistas y su Iglesia le sigan recordando que le derrotaron en la Guerra Civil. La misma sensación se reprodujo en Cuenca, donde la catedral conserva el homenaje a José Antonio y los caídos sobre abundante parafernalia de yugos y flechas. Ciertamente, no hace falta irse fuera de Aragón para encontrar estos despropósitos. En Caspe seguía el homenaje a los caídos en la iglesia hace un par de años y en el Pilar, la Iglesia, esa institución de amor fraterno, todavía nos recuerda, en un lateral del coro, que la patria fue liberada en la guerra civil.

Esta parafernalia fascista, tan bien defendida por el PP y la Iglesia, concede todavía mayor cinismo a quienes, cuando los derrotados reclamamos nuestra memoria, o cuando menos la recuperación de nuestros familiares ejecutados, argumentan que no hay que remover el pasado. En España, el pasado, el pasado fascista, no hace falta removerlo, nos asalta en cada esquina.

Pero, ¿no se aprobó una ley que impedía la presencia de dichos símbolos? Ya sabemos que ni el PP ni la Iglesia le tienen excesivo aprecio a la legalidad cuando esta no les favorece. Por ello mismo, su cumplimiento deberá ser exigido por aquella ciudadanía que se siente ofendida por la memoria de los crímenes fascistas. No cabe duda de que la responsabilidad fundamental de la presencia de esos símbolos ofensivos compete a quienes se niegan a cumplir la ley y retirarlos. Pero también a quienes aceptamos que la legalidad no se cumpla. La memoria en España es radicalmente asimétrica. La dictadura nos ha legado una bandera, un himno, un jefe del Estado, nombres de calles y lugares públicos, monumentos conmemorativos. Y tienen la desvergüenza de decirnos que no miremos al pasado, que no hay que hurgar en viejas heridas.

Para colmo, ahora, los cachorros peperos nos saludan brazo en alto. Tiene su lógica. Han visto en sus mayores una cerrada defensa de un pasado con el que, en su interior, se sienten identificados. En su imaginario de vencedores, el franquismo es un símbolo glorioso. Y, a mayor abundamiento, la santa Iglesia, portadora de verdades eternas, les refuerza en sus juicios. Parece evidente que ni el PP ni la Iglesia han realizado una adecuación ideológica al marco democrático. Ni siquiera son capaces de manifestar un mínimo de respeto hacia sus víctimas del pasado. Por ello, a casi cuarenta años del final de la dictadura, una buena parte de los españoles tendremos que seguir sintiéndonos insultados recorriendo nuestras ciudades y pueblos. Lo dicho, una vergüenza.

Profesor de Filosofía de la Universidad de Zaragoza

   
34 Comentarios
34

Por José S. 20:55 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

El señor Aragüés-Estragués tiene derecho a sentirse tan enfadado si así lo cree oportuno. Ahora bien, el cronista puede no estar hablando por la mayoría de sus compatriotas cuando afirma que: «Una parte de los españoles tendremos que seguir sintiéndonos insultados recorriendo nuestras ciudades». Y es que da la impresión que el articulista ha encontrado tantos y tan ofensivos vestigios de lo que le ofende, más que nada, por que los ha buscado. De todos es conocida la reciente historia de España. Seamos recordados o no de ella. Nombres de calles, monumentos históricos de la época en cuestión, placas conmemorativas, etc., sólo rememoran lo que no queremos que se repita jamás. Ése es su lado positivo, por así decir. El ofuscamiento de algunos tiene más que ver con sus sentimientos personales que con la mera presencia física de memorias de nuestro pasado como nación. Ya alguien dijo aquello de que «los pueblos que se olvidan de su historia corren el riesgo de repetirla», o algo así. La función que tienen tales recuerdos es la disuadirnos de su repetición; su presencia puede ser nuestra fuerza. Todo depende de cómo se mire. De otro lado, ¿se puede generalizar tanto sobre todos los integrantes y simpatizantes del partido conservador español por los actos estúpidos de unos jóvenes bobos que no se pueden representar a sí mismos? En fin, estimo que no hace falta sofocarse tanto para pedir que se cumpla la ley, si ha lugar. Lo demás es descontextualizar los significados históricos por motivos individuales que no benefician a la sociedad española actual. Saludos. P.S. Coincido con '5 Recordando 10:09 y '6 Ciudadano 10:14'. '24 Julio 17:54' me ha parecido un comentario tan inteligente como correctísimo, valiente y bien, bien escrito. Saludos.

33

Por Antifa 20:46 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Por una republica popular de Charagocha

32

Por Pensadorcito (2) 20:08 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Por cierto, para los que nombran las checas y otras vergüenzas del bando republicano, existen excelentes documentales y libros de gente de izquierdas que las narran ampliamente. Incluso un anarquista como García Alix hizo El Honor de las Injurias, un documental sobre la cara más oscura del anarquismo, personificada en un elemento que ejecutaba prisioneros. Aún espero alguna fuente documental de derechas que hable de las fosas comunes.

31

Por Pensadorcito 20:05 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Algunos comentarios como el de Julio atufan un poquito. Si uno viaja a Alemania, Francia, Polonia, las repúblicas bálticas... Cualquier lugar donde alguien sufrió persecución por sus ideas o su etnia, te encuentras monumentos por doquier, la gente reconoce que sus antepasados se equivocaron y nadie niega las más negras atrocidades. Aquí se fusilaron, una vez terminada la guerra, hasta 40.000 personas. En los años 70 aún se seguía ejecutando gente, pero hay una suerte de desmemoria colectiva, de mejor no meneallo que, personalmente me produce escalofríos.

30

Por Criticón 19:49 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Bueno, ahora se están haciendo monumentos a los muertos en el lado republicano y no pasa nada o los dos bandos o ninguno. Por cierto, que saquen a los muertos de las cunetas, los entierren dignamente y olvidemos esa época en la que nos matamos entre nosotros con tanta saña.

29

Por y erre que erre... 19:35 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

se le llena la boca a este señor...a mas señas profesor, ojo! no veo que se altere tanto con la izquierda ultra conservadora, anclada en el mas rancio pasado. con sus puños en alto cantando himnos trasnochados. ni que no diga nada que aqui o gana la seleccion nacional de futbol, o sacar una bandera española se te tacha de facha ultra. Pero oye cada uno a lo suyo, y si el ve fantasmas, que haga una pelicula con Bruce Willis

28

Por Contribuyenye 19:34 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Desde mi mas respeto hacia los represaliados por el Fascismo, y los que fueron fusilados en tantos pueblos y sitios de este país, mi abuelo fué asesinado en la guerra por ser Católico e ir a misa,cuando en las calles de Madrid ya exitia el descontrol y s asesinaba impunemente a monjas,curas y creyentes. Creo que tambíen habrá qu defender la memoria d mi abuelo que no tenia ideologia política alguna. Esperemos no se repitan esos hechos tan tristes para España.

27

Por tertuliano 19:17 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La responsabilidad de todo lo que señala Aragüés y que personalmente he padecido, corresponde a los años que ha gobernado el PSOE, que faltos de una mínima conciencia política, no solucionaron lo que era de todo punto completamente necesario para avanzar en la política de reconciliación, que todavía no se ha producido. Lo sarcástico de este asunto es que he visitado algún pueblo semidesértico de nuestra geografía y en estos pueblos abandonados y un poco míseros, tienen en la fachada de la iglesia la placa de los “mártires” y el jefe de la falange José Antonio Primo de Rivera. Me dan una mezcla de pena y repugnancia.

26

Por COMENTARIOS 19:00 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Un artículo correcto, despierta algo en algunos que no responde a lo razonable en UNA DEMOCRACIA, donde la libertad de expresión y la libertad individual les provoca un odio que no manifiesta en ningún momento Aragües. ¿Se imaginan en Alemania un monumento dedicado a Hitler? Es delito negar el holocausto y es necesario reconocer errores del pasado.

25

Por HIstoria 18:17 - 26.08.2013

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Está claro que necesitamos estudiar y conocer nuestra historia para no hablar desde el mito repetido sin fundamento. Estamos saturados de voces que son griterío y no nos ayudan a avanzar. LA DERECHA MÁS ULTRAMONTANA EN MADRID UTILIZA LA PALABRA FASCISTA PARA DESCALIFICAR A SUS OPONENTES. No sé si eso significa algo (parece que ya no están de acuerdo con el fascismo). Es necesario que avancemos y no descalifiquemos al oponente sin razonamiento de los hechos. MÁS HISTORIA Y MENOS TONTERIA.

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla