+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Firma invitada

La escritura y el tiempo que pasa

 

JOSEP MARIA Espinás
01/05/2019

Escribo estas líneas con una preocupación: probablemente he escrito demasiado. Si no hubiese escrito tanto es posible que hubiese llamado más la atención. Quizá es una reflexión vanidosa...

En todo caso he escrito sin hacer ningún cálculo, llevado por un impulso que me satisfacía, por no decir que me arrastraba. Sin ningún propósito. De hecho, escribiendo aún soy feliz, aunque esta palabra, feliz, quizá sea exagerada. Escribir es muy fácil, pero ya es un poco más complicado acertar el qué, el cómo y el cuándo de la escritura.

La escritura puede resultar muy feliz o muy engorrosa, como sucede con las personas. Si no eres un genio -o si no crees que lo eres- puedes toparte con problemas nada agradables.

Escribir no es siempre un arte fácil, y empieza a tener valor cuando el ejercicio de escribir deja de serlo. Escribir a menudo no supone garantía de calidad, pero es cierto que se puede hacer un aprendizaje. Y esto exige dos virtudes que no siempre son fáciles: capacidad y paciencia. Yo admiro, francamente, a algunos escritores franceses que leí cuando era joven. En un diario de pensamientos que he reencontrado en casa, André Maurois dice que un escritor vulgar describe los tipos de la realidad, mientras que el escritor de talento describe los tipos que la sociedad desea.

Y aún más rotundo: para un escritor célebre, el hecho de llegar a la vejez es posible que haga que sea más admirado por sus años de supervivencia que por sus libros.

Hay una sentencia que siempre será válida: las cosas van como van.

*Escritor

   
1 Comentario
01

Por José S.1 15:29 - 01.05.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Me apunto esta inteligente frase suya, señor Espinás: «Escribir no es siempre un arte fácil, y empieza a tener valor cuando el ejercicio de escribir deja de serlo». Leyendo sus interesantes reflexiones en este rotativo pongo en duda que exista la vejez a la que usted aludía en su artículo previo «Todo es fácil o difícil, pero es». Este trabajo concretamente muestra una gran claridad de pensamiento. Desde luego, tira por tierra su propia autodenominación de «… los dos viejos [¿viejos?] que somos mi esposa y yo». Opino que tenía usted razón cuando afirmaba que entre las personas existe una «… tendencia social a generalizar». A veces, nosotros mismos incurrimos en las mismas generalizaciones que cuestionamos ¿quién es un viejo? Una mente analítica, intuitiva, que así se expresa no puede ser vieja aunque el cuerpo que la lleva no sea el que fue. Pero volviendo a su artículo de hoy, supongo que es difícil definir qué es la felicidad aunque la RAE intente servirnos de una mera guía: «Estado de grata satisfacción espiritual y física». ¿Quién define qué es la 'satisfacción espiritual', y la 'física'?, ¿se puede estar satisfecho espiritualmente y no profesar una religión, por ejemplo?, ¿es posible estar físicamente satisfecho si no se tiene dinero para alimentarse bien aunque se mal sobreviva? La felicidad pura, si existe, es momentánea. Además, frecuentemente es más fácil ver a alguien feliz que a nosotros mismos; se ve que nos imponemos un mayor baremo de nuestra propia felicidad y eso nos hace menos felices la mayor parte del tiempo. Para mí, una señal de auténtica felicidad, la pasajera, es estar contento. Cuando leyendo algo que nos gusta nos olvidamos de todo lo demás somos felices hasta que volvemos a la realidad en la que no lo somos tanto. Leyendo el artículo que hoy nos brinda uno está contento meditando sus pensamientos, escritos, no cabe duda, por una persona que nos dice que «… escribiendo aún soy feliz…» y por eso, feliz nos hace leyéndolos. Muchas gracias.

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla