+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Sala de máquinas

La Sala i_10, alternativa cultural

 

Juan Bolea Juan Bolea
22/10/2019

Muy interesante me está pareciendo el planteamiento de la nueva Sala i_10, ubicada en el Centro Joaquín Roncal, bajo el patrocinio de Fundación CAI.

Desde su inauguración, hace escasas semanas, el equipo coordinado por esa competente programadora y gestora que es Olga Julián ha sabido orquestar una serie de actividades (música clásica, arte de vanguardia, fotografía, cantautores...) que, en principio, no tienen gran cosa, o nada que ver entre sí, pero que, sin embargo, resuelven armónicamente su convivencia, ofreciendo a los espectadores y aficionados un plus, algo nuevo, sensaciones, percepciones, placeres distintos por complementarios o compartidos.

Así, por ejemplo, mientras Begut (una joven zaragozana, Begoña Gutiérrez, con un gran potencial) cantaba, acompañada de su guitarra, hermosas baladas, historias de amor en Londres (donde vive) o aquí (de donde es), la mirada de los espectadores podía ahondarse o perderse en los cuadros de José Moñú, expuestos en esa misma Sala i_10 donde se celebraba el concierto, y cuya estructura resulta asimismo poco convencional.

Un tiro alargado, que conduce bien el sonido, buena y variada iluminación, una cámara anexa y una zona con hierba artificial para que, quien quiera, se sienta más a gusto sentándose a su modo caracterizan el espacio a base de coordinadas originales. Confiriéndole un cierto aroma juvenil, sofisticado y ligero al mismo tiempo, incluso un vago aire industrial, debido a la caja del ascensor, un poco en la línea de lo que en su momento supuso el parisino Centro Pompidou y de lo que viene haciéndose en las principales ciudades europeas.

Un espacio, no olvidemos, hederero de la mítica Sala Luzán, ya extinguida, que no aspira a replicarla, ni a sustituirla, pero sí a dar continuidad a aquel espíritu que tanto aportó al arte contemporáneo, en general, y a la ciudad de Zaragoza, en particular.

Ilusionante saludo, por tanto, a un nuevo espacio escénico y artístico y a una nueva aventura cultural en pleno casco viejo de la capital aragonesa. Con ideas frescas, nuevas, y una programación que interesará a muchos.

 
 
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla