+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Álvaro tiene premio por goles y el club paga más si no juega

El Zaragoza abonará 25.000 euros si marca diez tantos y 100.000 si no disputa 20 partidos

 

Álvaro Vázquez celebra, con su gesto característico, uno de los dos goles marcados al Oviedo. - JAIME GALINDO

S.VALERO/ J.OTO
07/02/2019

El contrato de Álvaro Vázquez incluye cláusulas por goles y partidos disputados que obligarían al Real Zaragoza a asumir determinadas cantidades económicas si el delantero alcanza la decena de tantos y si no disputa al menos 20 encuentros a lo largo de la temporada.

Según ha podido conocer este diario, el catalán percibirá por parte del club aragonés un plus de 25.000 euros si logra alcanzar los diez goles –en la actualidad acumula siete tras el que logró el pasado lunes en Las Palmas–. Y, a partir de ahí, Álvaro se hará con esa misma cantidad cada cinco tantos más. Es decir, si consigue anotar 15 cobrará un plus de otros 25.000 euros. Si hace 20, 25.000 más y así sucesivamente.

El zaragocista, que ha materializado tres goles en los dos últimos partidos, se está mostrando muy eficaz. De hecho, con apenas 28 disparos, es el goleador que menos tiros necesita para marcar, un registro que no puede igualar ningún otro delantero de la categoría. Ha disputado 1.259 minutos y se ha perdido seis partidos por lesión, lo que supone que marca un tanto cada 179 minutos, es decir, Álvaro hace un gol cada dos partidos.

Sin embargo, el catalán resta trascendencia a sus goles y los supedita al bien general. «Ya dije cuando llegué que no me importaban los goles sino lo que hiciera el equipo a nivel clasificatorio y la verdad es que el equipo no está bien y está intentando salir de abajo, aunque creo que poco a poco lo vamos a conseguir», indicó ayer en rueda de prensa.

En todo caso, Álvaro admite estar «contento» por disfrutar de una racha goleadora que ha llevado a su equipo a sumar cuatro de los últimos seis puntos en disputa y que le han permitido igualar su mejor marca anotadora en una temporada cuando todavía restan 17 jornadas por delante. «Pero son datos. Solo eso. Lo importante es seguir trabajando y ayudar al equipo», insistió el atacante.

Su gran momento le ha otorgado un sitio fijo en el once inicial del Real Zaragoza. Referencia ofensiva de su equipo, Álvaro parece haber dejado atrás los problemas físicos tras haber sufrido dos roturas de fibras desde que comenzó la temporada. Su presencia es clave y por eso Víctor extrema las precauciones con él. Así quedó claro la pasada semana, cuando Álvaro se ejercitó aparte del grupo. «Pero nunca peligró que jugara en Las Palmas. Fue por precaución», corroboró.

En este sentido, el contrato del atacante también incluye una cláusula que obliga al Real Zaragoza a asumir el pago de 100.000 euros en concepto de penalización si Álvaro no participa al menos 45 minutos en 20 partidos. Hasta ahora ha disputado 18 encuentros oficiales pero solo en 13 ha jugado 45 minutos. En todo caso, todo apunta a que alcanzará los 20 y que, por consiguiente, el club no deberá hacer frente a esa penalización.

La cesión del delantero al Zaragoza por parte del Espanyol también establece que el club aragonés se hace cargo de la tercera parte de la ficha de Álvaro –1,2 millones de euros–. Es decir, el Zaragoza asume 400.000 euros del salario del jugador, pero esta cifra aumentaría hasta alcanzar los 600.000 (la mitad del sueldo) en caso de que el Real Zaragoza consiga el ascenso a Primera División esta temporada. En caso de lesión grave, esta cláusula dejaría de aplicarse.

Al punta le ha sentado bien la llegada de Víctor Fernández, cuya presencia considera esencial en la transformación del equipo. «Su importancia es prácticamente total porque somos los mismos jugadores. Desde que llegó venía con ese aura de salvador, de hombre querido en Zaragoza y antes de que fuera presentado la gente estaba muy feliz y contenta. Eso se ha trasladado al vestuario ya que el primer día que llegó nos dio una charla, nos llenó de confianza y nos abrió un poco los ojos», dijo el delantero. En este sentido, subrayó que el equipo ha tenido opciones de victoria «en todos los partidos» desde que llegó Víctor y advirtió de la necesidad de trabajar duro. «De abajo no solo se sale con buen juego», dijo.

 
 
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de El Periódico de Aragón

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla