+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

García no disipa las dudas sobre la continuidad de Francisco

El nuevo director deportivo del Huesca dice que «nos hemos dado unos días, es pronto»

 

Rubén García. -

EL PERIÓDICO
08/05/2019

Rubén García, nuevo director deportivo de la Sociedad Deportiva Huesca, no despejó ayer, en su presentación, las incógnitas que se ciernen sobre el futuro de Francisco Rodríguez en el banquillo azulgrana y si desea continuar, y se limitó a decir que «solo he hablado un poco por teléfono con Francisco y nos hemos dado unas horas o unos días para ver qué se hace. Ahora está muy reciente lo del descenso y hay que esperar un poco». También rehusó hablar de jugadores porque «tampoco es el momento, ya que llevo muy poco y tenemos que tener información de todo y hay varias vías de información», añadió.

García señaló que llega al club altoaragonés para aportar su experiencia en Estados Unidos y para dotarlo de una estructura mayor si cabe. «Estoy súper ilusionado y no puedo estar más contento porque el Huesca confíe en mí. El club está en un buen momento y tiene que aprovechar el rebufo del sentimiento de la afición, que ahora es muy grande, para crecer todavía más. Espero aportar lo que sé en todo. Ahora empieza una nueva vida con ilusión y con un sentimiento tremendo en la ciudad», destacó Rubén García.

El nuevo director deportivo dirigió en Estados Unidos el desarrollo de los guardametas menores de 23 años de la selección nacional y formó parte del organigrama de ojeadores y analistas. Su trabajo como captador y formador de talentos en la federación estadounidense llamó la atención del New York City FC de la MLS, que le fichó para convertirse en el director de porteros de su academia, especializada en la aplicación al fútbol de las nuevas tecnologías. En 2017 se unió al proyecto del New England Revolution –club de la máxima categoría estadounidense, situado en Boston– como técnico asistente del entrenador, Brad Friedel, puesto que ha ocupado hasta su contratación por el Huesca.

Rubén García no quiere marcarse retos a largo plazo. «Por el hecho de bajar no hay que pensar que ya se va a subir al año siguiente, como vemos todas las temporadas. Por eso pienso que la plantilla de la próxima campaña en Segunda División tiene que ser competitiva y equilibrada porque la Liga en esta categoría es muy larga y difícil».

García tiene varios objetivos, como por ejemplo la introducción de nuevas tecnologías que utilizaba en los Estados Unidos para «acertar mucho y equivocarse poco». «Ahora hay muchos datos y tecnologías con mucha información pero lo importante es saber usarlas bien», manifestó.

El club, que tiene proyectado hacer una Ciudad Deportiva y una residencia potenciando el fútbol base, concuerda plenamente con la idea del nuevo director deportivo, que cree que el futuro del Huesca está en la cantera. «Es fundamental y para eso hay que tener una buena estructura y contar con una organización fuerte para que salgan jugadores de la comunidad y de la ciudad y el primer equipo se alimente de esos jugadores», explicó.