+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El Día del Trabajo // Las movilizaciones en España y el resto del mundo

Clamor sindical en favor de un gobierno progresista

UGT y CCOO piden derogar la reforma laboral y la de las pensiones del 2013. Las centrales celebran 80 actos y esperan recuperar los derechos perdidos

 

Cabecera de la manifestación de Madrid. - DAVID CASTRO

SARA LEDO / GABRIEL UBIETO
02/05/2019

Al estilo de la gota malaya. El movimiento sindical se ha propuesto con el Primero de Mayo saldar cuentas pendientes: la derogación de la reforma laboral del 2012 y de las pensiones del 2013, ambas realizadas por el Ejecutivo de Mariano Rajoy.

Aunque con menos afluencia que otros año, UGT y CCOO movilizaron ayer a miles de personas en unas 80 ciudades de toda España, con las más masivas en Madrid y Barcelona, para clamar por un gobierno de izquierdas tras las elecciones del pasado domingo que acabe con la reforma laboral del PP y permita recobrar derechos perdidos con la crisis.

«Estamos aquí para decir alto y claro que queremos que cambien las políticas en nuestro país», resumía el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, al finalizar la manifestación de Madrid, en la que participaron unas 30.000 personas, según las centales. El líder ugetista y su homólogo de CCOO, Unai Sordo, presidieron la manifestación madrileña, protagonizada por la «ilusión y esperanza» que supuso el resultado electroal del domingo y que allana el camino hacia «un nuevo Gobierno progresista». «Estamos en un momento decisivo para la configuración de la sociedad en los próximos 20 años, las elecciones han dado la posibilidad de contar con mayoría progresista que haga frente a la lucha contra la desigualdad», dijo Sordo.

En Barcelona, se concitaron unas 30.000 personas según los sindicatos y 5.000 según la Guardia Urbana. En la capital catalana se visibilizaron los diferentes conflictos laborales en esta comunidad. Desde los trabajadores de la popular Chupa-Chups, que están encallados negociando un nuevo convenio hasta los de Nissan, que están discutiendo cómo cerrar la salida de 600 trabajadores de la plantilla.

En Madrid, cientos de personas partieron desde la Plaza de Neptuno hasta la madrileña Puerta del Sol, que no consiguió llenarse, con el lema La lucha continúa, más derechos, más igualdad y más cohesión, primero las personas, con el que los sindicatos reivindican que la agenda social se abra paso en la agenda política desde ya. El empleo de calidad, los sueldos dignos, el trabajo estable, la revalorización de las pensiones, la contratación y el desarrollo de planes de igualdad en las empresas son algunos de los reclamos.

Además de los representantes sindicales, en la marcha estuvieron algunos políticos como el ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos; el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, el coordinador confederal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, y también los candidatos de PSOE y Podemos a la alcaldía y la asamblea de Madrid, Pepu Hernández y Ángel Gabilondo, y Carlos Sánchez Matos y Sol Sánchez.

Los políticos y la política fueron los protagonistas. Los sindicatos se congratularon de que este Primero de Mayo era el primer día del cambio tras las elecciones y no cesaron en sus avisos a Sánchez sobre la necesidad de formar un Gobierno progresista.

A la patronal CEOE le pidieron que mantuviese sus responsabilidades como agente social y no como lobi. CCOO y UGT reclamaron un «nuevo contrato social» que empiece por la «corrección» de las reformas laborales que se hicieron para crear «más desigualdad» antes de abordar el Estatuto de los Trabajadores.

   
1 Comentario
01

Por LIA 10:08 - 02.05.2019

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

LOS SINDICATOS SE TIENEN QUE FINANCIAR LOS QUE INGRESEN CON SUS AFILIADOS , CUANTOS LIBERADOS SINDICALISTAS TENEMOS . GOBIERNO PROGRESITA SI PERO DEMOCRATA . CUIDADO CON LOS CHARLATANES.