+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

INTEGRACIÓN DEL CASAR

El hospital de Jaca no puede operar por falta de anestesista

CSIF censura que no se contrate cuando uno se ha jubilado y otro está de baja. Asegura que al cirujano de Oftalmología se le debe un año de salario

 

El hospital de Jaca, perteneciente al CASAR, se integrará en el Salud. - Foto: ÁNGEL DE CASTRO

J. O.
08/01/2014

El hospital de Jaca no dispone en la actualidad de anestesista, por lo que no puede realizar operaciones quirúrgicas. Así lo denunció ayer el sindicato CSIF, que acusó al consejero de Sanidad del Gobierno de Aragón, Ricardo Oliván, de "incumplir" su compromiso de "garantizar la continuidad de las especialidades de Anestesia y Oftalmología".

De hecho, el colectivo aseguró que la carencia de anestesista había provocado la derivación, ayer mismo, de un parto al hospital San Jorge de Huesca. "A fecha de hoy no hay ningún anestesista trabajando en el centro, toda vez que, de los dos en plantilla, uno acaba de jubilarse y el otro se encuentra de baja con una incapacidad temporal, mientras que la nueva contratación anunciada por el consejero no se ha llevado a efecto", advirtieron desde el sindicato, que, además de las derivaciones consiguientes, alertó de un aumento "de las siempre lamentables listas de espera quirúrgicas" provocado por esta carencia de personal especializado.

Además, el servicio de Oftalmología también estaría afectado por la situación actual del centro, perteneciente al CASAR (Consorcio Aragonés Sanitario de Alta Resolución), cuya integración definitiva en el Salud se hará efectiva este año. Así, CSIF apunta que el cirujano que realiza las intervenciones está contratado por obra "y ya acumula un retraso de un año en la percepción de su salario".

En este sentido, el sindicato asegura ser "consciente" de la "complicada" situación laboral de la plantilla del hospital de la localidad oscense y del resto de centros pendientes del proceso de integración "que las autoridades sanitarias no terminan de concretar ni se molestan en explicar y ni mucho menos negociar a los representantes de los trabajadores" y censura al alcalde de Jaca, Víctor Barrio, por poner "en boca" de los sindicatos opiniones sobre el proceso de integración "que, en todo caso, responderán a su propio criterio". En ese sentido, CSIF esgrime que "el papel de este sindicato no es otro que luchar por que se garanticen todos los puestos de trabajo que en su día crearon los dirigentes políticos de turno con claro tufillo electoralista".

Por ello, CSIF recuerda que existen diferentes tipos de contratos en el ámbito del CASAR, pero asegura ser sabedor de la "especificidad" de los de la plantilla del Hospital de Jaca, "además de los fallos judiciales y del propio trato laboral dispensado por la dirección del Consorcio, que parecen apuntar hacia la consideración de este personal como estatutario".

Recientemente, el consejero Oliván se congratuló por poner en marcha en el 2013 la "reivindicación de muchos años" de integrar el CASAR en el Salud y aseguró que todos los trabajadores del consorcio "pasarán a trabajar en el Salud".