+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

INMOVILISMO EN LAS CONVERSACIONES PARA FORMAR EL PRÓXIMO EJECUTIVO ARAGONÉS

Podemos niega el bloqueo en las negociaciones pero no lo supera

La formación morada se niega a dar al PSOE «un cheque en blanco para un Gobierno en negro». Los socialistas no descartan llegar al pleno de investidura sin asegurarla y que cada cual se retrate

 

Los equipos negociadores de PSOE y Podemos, ayer, en la sede de los socialistas en Conde Aranda, durante la reunión mantenida por la mañana. - SERVICIO ESPECIAL

F. MANTECÓN / A. IBÁÑEZ / R. LÓPEZ
11/07/2019

PSOE y Podemos retomaron ayer las conversaciones para la investidura de Javier Lambán como presidente del Gobierno y para la conformación de este, con idéntico resultado que en las anteriores: bloqueo. Una palabra que rehúye la formación morada, cuya portavoz negociadora, Marta de Santos, prefiere hablar de «rotonda» como símil. Siendo así, ayer siguieron dando vueltas sin encontrar la salida correcta. Y el PSOE ya baraja la posibilidad de que se pueda llegar a un pleno de investidura sin tenerla asegurada, para que cada cual se retrate en la votación.

Los podemistas, con Nacho Escartín, vía Twitter, como avanzadilla y De Santos luego, públicamente, intentaron cambiar el sentido del discurso que entienden que el PSOE está imponiendo, que les responsabiliza a ellos del enquistamiento de la situación.

Si los socialistas aluden a que se niegan a hablar de programas en favor de estar en el Ejecutivo, ellos consideran que la única forma efectiva de controlar que se cumpla un acuerdo de investidura y Gobierno es estar dentro de él. Si no, corren el riesgo de que se repita lo que ocurrió en la anterior legislatura, en la que rehusaron formar parte del Ejecutivo. Según explicó De Santos, exhibiendo abundantes documentos, del acuerdo de investidura del 2015 se cumplió apenas «un 2%» a lo largo de cuatro años, cuando se firmó para ejecutarse en su totalidad en seis meses.

OSCURANTISMO

Podemos pidió al PSOE negociar «con honestidad y transparencia», sin ocultar una profunda desconfianza hacia el que quieren que sea su socio de Gobierno. Entienden que este ya ha configurado un organigrama de Gobierno con el PAR y la CHA, que se niegan a detallarles. «Queremos que nos expliquen qué pretenden hacer en el Consejo de Gobierno que no quieren que Podemos vea», expuso Marta De Santos. Pero no quieren modificar los acuerdos que se hayan alcanzado, entrando «como un elefante en una cacharrería», sino buscar su sito en la estructura. Lo que no van a hacer es «dar al PSOE un cheque en blanco para un Gobierno en negro», expuso la portavoz.

También afirmó que no se niegan a hablar de medidas ni de segundos niveles de Gobierno, pero primero quieren explicaciones. La portavoz fue muy crítica con el documento de 70 medidas firmado anteayer por el PSOE como ofrecimiento para ellos, y llegó a ironizar con que «despidan al que lo redactó», porque se lo trabajó poco. Al respecto exhibió abundantes documentos con medidas aprobadas durante la legislatura que no se han cumplido.

Las peticiones cruzadas de hablar de Gobierno y de programa han hecho de las reuniones hasta ahora «una rotonda», según la metáfora de la formación morada, a la que siguieron dando vueltas en el encuentro de ayer.

Lo hicieron con mejores «formas» y «ambiente» que en otras ocasiones, según fuentes consultadas, pero con el mismo resultado. En la reunión de ayer estuvieron, por parte del PSOE, el secretario de organización, Darío Villagrasa, el portavoz en las Cortes, Vicente Guillén y el jefe de gabinete de Javier Lambán, José María Giral. Podemos envió a De Santos, Andoni Corrales y su secretario de organización, Carlos Arroyos.

Tras menos de una hora, se separaron sin avance alguno, coincidieron ambas formaciones, y sin una nueva cita, pese a la declarada intención de ambos de negociar sin descanso.

Sin motivo para el optimismo en cuanto al avance en la situación, en el PSOE comienzan a asumir la posibilidad de una convocatoria de pleno de investidura, una decisión que el presidente de las Cortes, Javier Sada, deberá adoptar más temprano que tarde, con el límite del 20 de agosto, dos meses después de su nombramiento.

La arriesgada maniobra obligaría a Podemos a tener que optar entre permitir un Gobierno de Lambán sin tener garantía de estar en él, aunque luego se pudiera negociar, o forzar una repetición de elecciones de inciertas consecuencias.

   
3 Comentarios
03

Por Proscrito 12:20 - 11.07.2019

" Incomprensible titular que ni " hecho a propósito " , está claro que el psoe ha recibido órdenes de los poderes económicos para VETAR cualquier acuerdo por mínimo que sea con UP, que no Podemos señores periodistas. . .a ver si sabemos decir e informar correctamente. " Un saludo y gracias si todavía me permiten expresarme en libertad.

02

Por CHINATO 11:44 - 11.07.2019

pues lambian, que vaya convocando elecciones eh?

01

Por jusmaquet 10:28 - 11.07.2019

Con podemos ni a recaos, mirar lo que ha pasado en Zaragoza y otras capitales, donde se sientan, perdida de votos. Si no se puede, a repetir elecciones