Ya que estamos en la Semana Azcona por la publicación de su guión nunca llevado a las pantallas La paella, hay que volver a El cochecito. Los expertos en movilidad que van a deshollar el plan de ídem deberían ver antes de nada la peli de Ferreri con guión de Azona. Unizar.es dedica un ciclo a Pepe Isbert dirigido por Luis Antonio Alarcón. Que pongan El cochecito en el ciclo de Zentrum de Alberto Sánchez. En Arnedo admiran mucho el Festival de Cine de Huesca, por eso. Y el Periferias. La tele autonómica podría emitir el Periferias de Huesca de punta a rabo. Quizá necesite un segundo canal para ir volcando las realidades tan amplias & dispersas. Dicen que el centro territorial de TVE en Aragón ya no tiene temas, que con el desmantelamiento y las prejubilaciones lo van a dejar en los huesos, pero debería ser justo al revés. ¿Y el archivo, será cómo el de la Corona o los bienes? Aquí todo nos parece mucho.

Llegamos tarde y a medias, y lo que hacemos por un lado lo desmantelamos por el otro. Hay que reivindicar esa tele estatal aragonesa, que hay temas para todos, temas y audiencia y necesidad históricamente acumulada de vernos. Que emitan el Periferias entero. Todo. Y los partidos de las Regionales. Venga discos duros, que gente sobra. Hay que ver El cochecito para afrontar la movilidad. Lo primero es el carril silla de ruedas, o sea, cochecito de Isbert y bicis. Y luego carril exclusivo para buses. Claro que los buses no pueden seguir atufarrando a gasógeno por mucho más tiempo. Los buses de la Expo y Periferias han de ir a biomasa, alfalfa, y en vez de ceodos han de dejar una estela de ecoverdor, aunque cueste el doble el billete. Cuando se va claramente hacia el futuro y se explica bien, el usuario puede apostar por esa vía. Con una compañía de buses verdes hasta se puede ofrecer un bonodécada o bonolustro (autosostenible), canjeable por acciones de la compañía.

El marketing del cambio de modelo ya hace rentable la operación. Lo que no puede ser es quedarse languideciendo a ver qué pasa. A ver qué hacen por ahí. El cochecito o cochecico básico estandar ha de ser la silla de ruedas. Los puentes Expo ya vienen con el Cochecico de serie. Los expertos han de dibujar los mapas sobre el arduo pedregal de la realidad: en silla de ruedas, con carrito de compra o/y de bebé.

Periodista y escritor