Si van a Calatayud, no pregunten por el Interviú. Ayer, una o varias personas se pasaron por varios quioscos para levantar la edición. Sólo caben dos posibilidades: que la chica de portada --Sonia Ferrer, de TVE-- tenga un club de fans o que esos ciudadanos estuvieran ávidos de la información sobre los contenciosos protagonizados por el alcalde, Fernando Martín, en los últimos meses. La segunda opción parece más cierta, y provoca una pregunta: ¿quién envío a estos ciudadanos a limpiar literalmente de revistas la ciudad? Mucho ha de temer a los medios de comunicación quien hiciera el encargo. Sus motivos tendrá.