Cuentan que el alcalde de Zaragoza, Juan Alberto Belloch, ha elegido a los integrantes del programa Oregón TV como pregoneros del Pilar para garantizarse un acto tranquilo, sin pitidos ni abucheos. Y es que en el ayuntamiento se teme que las peñas, muy ofendidas tras perder la gestión de las carpas del Actur, vayan a organizar algo sonado y llamativo. El PSOE no quiere que ocurra el bochorno que vivió el PP el año de González Ferrari y el trasvase.