El Almería ha hecho oficial este mediodía de sábado la rescisión de Mathieu Peybernes, que ya quedó ultimada ayer, y el central francés ya es libre para elegir destino tras llegar a un acuerdo con el club andaluz por el año de contrato que le restaba. Sin embargo, el Zaragoza, que esperaba esa rescisión del futbolista, va a quedarse sin una de sus prioridades para el eje, ya que según ha informado La Voz de Almería y ha corroborado de forma absoluta este diario, el Málaga apunta a hacerse con los servicios del defensa francés, que estuvo cedido en el club aragonés desde enero y que había dejado clara su predisposición a seguir en La Romareda con un contrato de dos años y otro opcional o uno por tres temporadas. La decisión, esa traición entre comillas, es todo un 'palo' en la planificación de Miguel Torrecilla, director deportivo, y del técnico Juan Ignacio Martínez, que consideraban al zaguero como objetivo imprescindible y que llevaban esperando desde principios de junio, cuando se sentaron las bases para su fichaje.

Sin embargo, la oferta malagueña es mejor y además el Almería, que mantiene buenas relaciones con Manolo Salvador, director deportivo del conjunto costasoleño, ha ayudado a que la rescisión sea posible cediendo en la parte económica. Ahora, el Real Zaragoza está obligado a apuntar a otro objetivo para completar el eje de la zaga donde tiene a Jair, Francés y Clemente y le falta un cuarto central, teniendo en cuenta que algunas opciones principales que Torrecilla manejaba como alternativas a Peybernes se han marchado ya a otros equipos mientras el club aragonés esperaba al defensa galo desde que a principios de junio se sentaron las bases con su agente para que continuara en La Romareda tras su cesión desde enero, pero esta vez en propiedad, lo que al final no va a ser posible.

El futbolista, que llevaba entrenándose al margen desde el 12 de julio junto a otros descartes, como Vada, Petrovic y Aguza, aceleró su salida en los últimos días y el Málaga ha sabido jugar sus cartas y puede ser al final su destino. Todo apunta a que lo será. El Zaragoza le hizo una propuesta que rondaba los 250.000 euros anuales, insuficiente pese a la predisposición del central, que también manejaba ofertas de la Championship, del Swansea o del Nottingham Forest, del Nantes galo y que pudo ser incluido en el intento de fichaje del Almería del jugador del Huesca Pulido, aunque el club oscense desestimó esa vía. Esa propuesta económica se mejoró después por parte de Torrecilla y hasta hace pocos días el Zaragoza tenía la palabra de Peybernes de que iba a fichar por el club aragonés, pero todo giró ayer, cuando el Málaga cogió la delantera de forma definitiva y su fichajes está a punto ya de ser oficial. El zaguero también ha cambiado su visión en los últimos días, con una predisposición personal a ir al Málaga que antes no tenía.

El paso de los días sin poder resolver su salida ha perjudicado al Zaragoza, que daba por muy posible su contratación, al margen de que el todavía no resuelto desembarco de Spain Football Capital ha dejado a Torrecilla de momento con menos margen económico del previsto y con ofertas que por ahora no están siendo competitivas para fichar a las primeras opciones del director deportivo y de Juan Ignacio Martínez. Peybernes lo era, aunque todo apunta a que al final no llegará a La Romareda y sí a La Rosaleda.