Ganar a Las Palmas frenó una dinámica pésima del Real Zaragoza de cuatro puntos de 24 y le dio tranquilidad a un equipo que había caído en una clara crisis de resultados y de ánimo y que ahora tiene siete puntos de renta con el descenso. Pero hasta ahí. JIM no quiere que sea un espejismo, al contrario, insiste en que “vamos a intentar que ese triunfo sea el punto de inflexión para nuestro despegue, pero no digo más, que se nos vuelven las palabras en contra”, asegura el técnico, reacio a hablar de pomadas o de recuperar la senda perdida cuando a su equipo le está costando ganar tanto en esta temporada. “No hemos hecho nada, solo logramos tres puntos en una mala dinámica. Tenemos que ir a Gijón con las pilas puestas y sabiendo lo mal que lo pasamos en la última salida”, añade, en referencia a Leganés.

"No vamos a vender cosas, hay que ser honestos, solo dimos un pasito en una situación complicada. Tengo que seguir apretando con ese respaldo de los tres puntos"

Un triunfo en El Molinón dejaría mucho más cercana la permanencia, pero aún “tenemos que ganar muchos puntos y ser ambiciosos. No vamos a vender cosas, hay que ser honestos, solo dimos un pasito en una situación complicada. Tengo que seguir apretando con ese respaldo de los tres puntos. Si creemos que hemos hecho algo y tenemos ese punto de relajarnos lo vamos a pasar muy mal”, asevera, insistiendo casi de forma machacona en esa necesidad de no confiarse tras haber frenado la crisis. “Hay que estar conectado los 90 minutos, aún más en El Molinón, y nosotros muchas veces nos desconectamos”, avisa.

Cambio de entrenador

En Gijón espera un “partido abierto, sobre todo en ataque”, recordando el poder ofensivo de un rival que estrena técnico con la llegada de Pep Lluís Martí en lugar de David Gallego y que tiene al segundo máximo goleador de la categoría el curso pasado, Djurdjevic, con 22 goles por los 8 que lleva en el actual, donde el serbio se está mostrando menos certero. “El rival ha vivido un cambio de entrenador y eso cambia muchísimas cosas. Ellos tienen jugadores con mucho gol y uno de ellos fue el Pichichi, además de que con la llegada del nuevo entrenador todos quieren reivindicarse”, advierte JIM, que ganó al Sporting en la primera vuelta y que empató el curso pasado, por lo que no ha perdido con ese rival: “Toco madera para seguir así”.

"Lluís llega en verano avalado. La pitada creo que no fue para él, sino que es para el míster que hace un cambio y parece que la gente no asimila que saque de la zona a Francés o ven que no es lo ideal"

Djurdjevic y el poder ofensivo del enemigo junto con la baja de Francés examinan a Lluís López, silbado el pasado sábado cuando se anunció su relevo por Fran Gámez y que volverá a ser titular después de que en los últimos tiempos haya salido en algunas fotos de los goles recibidos del Zaragoza. “ A Lluís no lo voy a descubrir, llega avalado en verano, no solo por haber jugado en el Espanyol, también en las categorías inferiores de la selección. La pitada creo que no fue para él, sino que es para el míster que hace un cambio y parece que la gente no asimila que saque de la zona a Francés o ven que no es lo ideal. Tengo una confianza no plena, absoluta. Y los números están ahí, ojalá mantengamos ese talismán, ya que cada vez que sale al margen de su rendimiento conseguimos buenos resultados”, asegura JIM sobre el central catalán, titular en este curso en Liga en 13 partidos, con tres victorias, siete empates y tres derrotas.

La baja por sanción de Francés hace que solo haya dos centrales específicos para este duelo, el propio Lluís y Jair tras salir Clemente en enero, JIM no quiso aclarar cuál sería la alternativa, aunque Nieto jugó ahí en el amistoso ante el Andorra en enero y este verano y también están las opciones del filial, Luengo y Javi Hernández, aunque estos no han entrenado en toda la semana con el equipo, por lo que será el lateral izquierdo la alternativa de emergencia. “Tengo en la cabeza variables que podrían suceder, han venido chavales del filial para ayudarnos, aunque es una posición muy crítica, en la que los errores se ven mucho más. Tenemos claro lo que queremos y los que salgan si tiene que salir lo van a hacer igual de bien”.

"De Narváez me quedo con su rendimiento y lo que aporta, ha crecido mucho porque está más liberado de las molestias. Él quiere marcar y se sentirá más feliz si lo hace, pero lo que aporta al equipo es lo que me gusta”

También tiene confianza en Juanjo Narváez, titular en 16 partidos de esta temporada y en tres de los cuatro últimos choques, pero que no ve puerta desde el 16 de octubre pasado, ante el Málaga. “No lo veo ansioso, pasó por unas semanas con molestias en la espalda y una lesión y se le cargaron otras zonas. Me quedo con su rendimiento y lo que aporta, ha crecido mucho porque está más liberado de las molestias. Hemos tenido penaltis, un tío egoísta los habría querido lanzar, y eso no pasó. Él quiere marcar y se sentirá más feliz si lo hace, pero lo que aporta al equipo es lo que me gusta”, indica JIM, que se muestra contento de la aportación de los tres fichajes de enero, Eugeni, Sabin Merino y Jaume Grau, los tres titulares ante as Palmas y que volverán a serlo este domingo ante el Sporting. “Vienen a ayudarnos y estoy encantado de las variables que nos dan, de su polivalencia. Están dando un buen rendimiento y que sigan en eso, porque necesitamos de todos”.

Su tranquilidad personal

A Gijón va el técnico con una tranquilidad mayor también en lo personal tras esa victoria frente a Las Palmas, que lo ha sacado del foco, ya que la crisis amenazaba su propia continuidad. “Siempre lo digo, lo más importante es el Zaragoza, a mí por supuesto que me gustaría estar mucho tiempo porque eso querría decir que habría buenos resultados”, concluye.