Kiosco

El Periódico de Aragón

Real Zaragoza

El Real Zaragoza, con toda la artillería

Juan Carlos Carcedo contará por primera vez en la temporada con sus tres delanteros, y en condiciones para ser titulares, en Anduva. Simeone es fijo en el once y Azón parte con ventaja sobre Gueye

Iván Azón trata de llegar a un balón en el encuentro de su reaparición ante el Sporting Jaime Galindo

Con solo un delantero centro puro disponible y con Juanjo Narváez, en la rampa de salida por aquel entonces y ya fuera del club, como referente ofensivo comenzó la temporada el Real Zaragoza en el encuentro inaugural ante Las Palmas. Afortunadamente, ya llueve menos en la delantera de los aragoneses. Tanto es así, que, por primera vez en el curso, Juan Carlos Carcedo tiene a su disposición a sus tres hombres gol y al técnico se le plantea un verdadero dilema a la hora de elegir el frente de ataque que dispondrá para el encuentro en Anduva.

Con Iván Azón lesionado y sin fecha de regreso, Giuliano Simeone todavía por explotar y con una falta de gol evidente que llevó a los aragoneses a no anotar su primera diana en el campeonato hasta la cuarta jornada, todas los esfuerzos del club se centraron en la llegada de un punta en los pocos días de mercado que quedaban. Sinergias mediante, Makhtar Gueye aterrizó en la capital aragonesa como si de un salvador se tratase.

Con el africano ya con más rodaje y más entrenamientos a sus espaldas junto al resto de sus compañeros, la recuperación de Azón, que ya tuvo algunos minutos ante el Sporting de Gijón y el rendimiento de Simeone, la competencia es mayor. Pero seguro que Carcedo prefiere el quebradero de cabeza que se le viene jornada tras jornada que la falta de efectivos del comienzo de curso. 

Simeone trata de controlar un balón en el partido del pasado sábado Jaime Galindo

Precisamente este último, el argentino, parece ser el único que tiene asegurado un puesto como titular el sábado ante el Mirandés. El comienzo de temporada del hijo del Cholo Simeone es magnífico, casi soñado, y cualquier cosa que no fuera su continuidad en el once sería una decisión muy complicada de entender. A partir de ahí, muchas son las variantes a las que puede optar, incluido un cambio de sistema, aunque también, y visto el buen encuentro que cuajó el Zaragoza el pasado sábado ante el Sporting, todo podría seguir igual. 

En este último supuesto, y quizá el más probable, Azón y Gueye deberán esperar su turno y ver el comienzo del duelo desde el banquillo. Cabría la posibilidad de introducir una variación sin modificar el esquema si el entrenador riojano optara por tirar a Simeone a la banda izquierda, como ya hizo en la mayoría de encuentros veraniegos de preparación, lo que dejaría un hueco en el once para un atacante más. Esta opción sacaría del once a Víctor Mollejo, que viene de dar al equipo el triunfo con su primer gol con la camiseta blanquilla.

El esquema

Otra de las posibilidades que tiene Juan Carlos Carcedo sobre la mesa sería la de realizar una modificación más profunda y probar un cambio de sistema. Mucho ha hablado el técnico riojano sobre esta variante en rueda de prensa, asegurando que, por su parte, no está atado a ningún esquema y que todo depende de lo que busque para su equipo en cada encuentro. Aunque sí que es cierto que el entrenador venía asegurando que en las pasadas jornadas jugar con dos delanteros no era una opción ante la falta de efectivos. 

Pensando más a futuro, y no tanto en el partido de este sábado, sí parece esta una posibilidad real para partidos en los que el Real Zaragoza vaya a ser muy protagonista y necesite más presencia y remate en el área contraria. En Aduva, sin embargo, parece más aventurado pensar en cambios de este tipo por dos motivos principales. El primero, la máxima en el mundo del fútbol de que lo que está bien no se toca, y viniendo el equipo de dos merecidos triunfos consecutivos, parecería arriesgado. Por otro lado, la necesidad imperiosa del Mirandés, colista de la categoría, por sacar algo positivo, podría llevarle a asumir más riesgos de la cuenta y a cometer errores que la velocidad de los hombres de arriba podría castigar.

Gueye entra al campo ante el Lugo, el único partido en el que ha disputado minutos Jaime Galindo

En cualquier caso, y en caso de que hubiera alguna variación, parece claro que Azón parte con ventaja sobre Gueye. El canterano, recuperado del tormentoso edema óseo en su rodilla, quiere volver a recuperar un sitio que se había ganado a pulso durante el final del curso pasado y la pretemporada. El ‘9’ del Real Zaragoza está listo y decidido a ser protagonista en el que debe ser su año de consagración en el equipo y tratará de ponerle las cosas difíciles a Carcedo, por fin con todas sus armas disponibles. Bendito problema.

Compartir el artículo

stats