Kiosco

El Periódico de Aragón

TRÁFICO

Cortada la A-23, en Teruel, durante una hora y media tras una intensa granizada

Una tormenta obliga a restringir el tráfico en la autovía entre Teruel y La Puebla de Valverde. También se limita el paso de vehículos en la A-232 pero no hay accidentes graves

La granizada ha cortado la A-23 y provocado varios accidentes en la provincia de Teruel.

Una intensa granizada ha obligado esta tarde a cortar durante una hora y media la autovía a A-23 en las inmediaciones e La Puebla de Valverde, en Teruel, según ha informado la Guardia Civil. La pedregada ha provocado que un camión se cruzara sobre el asfalto y, además, varios turismos quedaron atrapados en las cunetas. No obstante, no se han producido heridos, tan solo daños materiales en los vehículos.

El corte de la autovía ha afectado a los cuatro carriles, pero se ha habilitado un paso alternativo hasta que la acción de las máquinas quitanieves han retirado el hielo precipitado y han permitido reabrir esta vía rápida, algo que ha ocurrido sobre las 20.00 horas.

El corte se ha producido entre los kilómetros 88 y 110 de la A-23, entre La Puebla de Valverde y la ciudad de Teruel, si bien no ha sido la única vía en la que se registraron incidencias. La A-232 también ha tenido que restringirse al tráfico por el mismo motivo: la intensa granizada que afectó a toda la zona. En este caso la afección se ha producido entre los kilómetros 5 y 25, entre los pueblos de Valbona y Mora de Rubielos.

Antes del corte de la autovía, el tráfico era lento en este tramo debido a las dificultades derivadas de las condiciones meteorológicas.

Pero estos no fueron los incidentes que se han producido en las carreteras aragonesas debido al tiempo y las tormentas. En la A-138, en el término municipal de Lafortunada, en el pirineo oscense, también ha tenido que cortarse un carril por este motivo. Asimismo, otro accidente ha provocado afecciones en el kilómetro 154,4 de la N-240 en Barbastro, si bien en este caso no se ha debido a la lluvia ni al granizo.

Así, la jornada de este lunes festivo en las carreteras de la comunidad estuvo protagonizada por las condiciones adversas. La Agencia Estatal de Meteorología había establecido el nivel de alerta amarilla por tormentas, viento, fuertes lluvias y granizo en casi todo el territorio de Aragón salvo la zona central de la provincia de Huesca. 

En el resto de carreteras de región la circulación ha sido fluida, no obstante desde la DGT piden precaución al volante. Durante este puente festivo, se ha puesto en marcha la 'Operación Especial Primero de Mayo de 2022', para dar cobertura a los más de 400.000 desplazamientos previstos en las carreteras aragonesas y facilitar la movilidad y velar por la seguridad vial.

Compartir el artículo

stats