Mercadona sigue fiel a su filosofía y sigue escuchando a "los jefes", es decir, a los clientes. Si ellos piden que regrese un producto en concreto después de haber sido descatalogado y de que desapareciese de los lineales de los supermercados, la cadena valenciana se pone manos a la obra para volver a ofrecerlo si la demanda es muy alta.

Este ha sido el caso de otro de los productos navideños más clásicos. Si Mercadona ya escuchó a los clientes cuando pedían que hubiese más gama de dulces navideños de chocolate negro y les hizo caso, ahora ha pasado lo mismo exactamente con el producto más típico, tradicional y esperado del día de Reyes: el roscón.

Apto para celiacos e intolerantes a la lactosa

Aunque puede haber variaciones para darles un toque especial, los roscones son masas esponjosas, rellenas de nata y decoradas con guindas o frutas escarchadas generalmente. A partir de ahí, la imaginación es la que cuenta.

Ahora bien, por culpa de la combinación de ingredientes, contiene gluten y lactosa, por lo que aquellas personas celiacas y los intolerantes a la lactosa no pueden disfrutar de este dulce.

En las navidades pasadas no estuvo disponible en los supermercados tanto físicos con online de Mercadona, pero finalmente la cadena de Juan Roig ha sucumbido a las plegarias de los clientes y ha vuelto a traer el roscón de Reyes sin lactosa ni gluten.

Este producto, elaborado por el Proveedor Totaler Airos en sus instalaciones ubicadas en Martorell (Barcelona), se suma al resto de roscones de reyes tradicionales de Mercadona por estas fechas, con rellenos de distintos sabores y sin relleno; todos estos, elaborados por La Tahona de Utiel en Utiel (Valencia).