Las máquinas han comenzado a trabajar en distintos puntos del Actur y el Casco Histórico, además de en el barrio rural de Villarrapa, dentro de la Operación Asfalto 2021 que permitirá mejorar la calzada de cuarenta y cuatro calles de la ciudad y sus barrios rurales durante este mes de agosto y principios de septiembre. 

En concreto, este lunes los operarios han comenzado a realizar el fresado y asfaltado de las calles Monreal y San Vicente de Paúl (entre Echegaray y Caballero y la calle Sepulcro y entre San Jorge y Santo Dominguito del Val). En este punto, será necesario desviar las líneas de bus 21, 22, 32. Además, se ha actuado también en la Calle Campoamor, en todo el tramo de la vía, por lo que las labores se prolongarán durante buena parte de la semana.

En cuanto a los barrios rurales, la Operación Asfalto ha comenzado también este lunes en Villarrapa con la mejora parcial de la calle Mayor y continuará a lo largo de la semana por la calle La Jota de Garrapinillos y el vial de acceso a la Urbanización Maitena de la Venta del Olivar.

A partir del martes será el turno de la Avenida Puente del Pilar en el Rabal (entre Pº Longares y Camino del Vado) y de todo el Paseo de la Mina. A finales de semana arrancará también el asfaltado de Doctor Iranzo, en Las Fuentes, el Puente de la Unión y la calle Inocencio Ruiz de Santa Isabel.

Durante esta próxima semana se actuará en vías de seis distritos y tres barrios rurales: Actur, Casco Histórico, Centro, El Rabal, Las Fuentes y Santa Isabel y las juntas vecinales de Villarrapa, Garrapinillos y Venta del Olivar. 

La consejera de Infraestructuras, Patricia Cavero explicó que se va a aprovechar agosto para desarrollar el grueso de la Operación Asfalto porque es cuando menos tráfico hay en la ciudad. Además los trabajos se ejecutarán de forma escalonada para reducir afecciones y la circulación estará regulada por la Policía Local.