El Centro Soriano de Zaragoza, el más grande de Aragón solo por detrás de la Casa de Andalucía, recuperó el pasado mes de febrero su bar tras año y medio de ausencia por la pandemia y ahora celebran su séptima ‘Torreznada’, que no se pudo hacer en 2021. Será este sábado, de las 18.00 hasta las 21.00. Una forma de volver a la normalidad con los productos de Soria como buque insignia. 

La reapertura del bar no es un detalle menor para este establecimiento de la capital aragonesa, con más de 400 familias asociadas. En declaraciones a este diario coincidiendo con las elecciones de Castilla y León, no dudaban en decir que “el mayor pueblo de Soria después de su capital es Zaragoza”. 

Por esto, señalan que “estos días desde la reapertura han sido intensos, tras cinco meses cerrados” y otros tantos, como el resto de establecimientos de hostelería, a vueltas con las restricciones. “Empezamos justo el día que las levantaron y ya se podía estar en barra. La tendencia es positiva y dentro de poco empezaremos a dar comidas. La gente y los medios se han volcado con nosotros y eso ayuda”, cuentan.

Este optimismo que se respira no tiene que ver tanto con hacer caja ni los beneficios. “Es un servicio que nos ayuda a traer gente al Centro. Si hacemos un acto, que la gente o el artista si viene puedan tomarse un torrezno y un vaso de vino”, apuntan. 

Soria siempre destaca

La comunidad soriana en Zaragoza es algo que siempre destaca”, subrayan. Además, la ciudad “les ha atendido siempre muy bien”. Una relación que viene de lejos, desde hace décadas, cuando algunos de los miembros emigraron a orillas del Ebro para trabajar en empresas como la Balay o Ágreda Automóvil, que tienen relación con Soria o fueron fundadas por sorianos.

Este fin de semana terminará con la semifinal de Zaragoza del concurso al Mejor Torrezno del Mundo, cuyos ganadores, uno profesional y otro aficionado, tendrán una plaza en la final del 20 de marzo en El Burgo de Osma.