Kiosco

El Periódico de Aragón

el regreso a la vida de un bien protegido en zaragoza

Avanzan los trabajos en Pontoneros (Zaragoza) a la espera de iniciar la reforma total para convertirse en residencia

Urbanismo concede este mismo lunes la licencia de obras para uno de los dos edificios / Hasta 22 personas se emplean ahora en limpiar el inmueble y reforzar la estructura

La maquinaria pesada aguarda en el patio a la espera de poder comenzar las obras, cuya licencia se otorga el lunes. ANDREEA VORNICU

Las máquinas llevan ya unas semanas trabajando en el antiguo cuartel de Pontoneros, en la calle Madre Rafols de Zaragoza. Hasta 22 personas están trabajando en estos momentos en los dos edificios que se van a convertir e una residencia de estudiantes de la empresa belga Xior Student Housing, que tendrá alrededor de 350 habitaciones. Este lunes, además, la gerencia de Urbanismo del ayuntamiento le concederá a la compañía la licencia de obras de uno de los dos inmuebles, el que albergará las zonas comunes y algunas habitaciones y que ya está ocupado en parte por el servicio de Patrimonio municipal.

Y es que las tareas que se han estado llevando a cabo hasta ahora son trabajos previos, pero no las obras como tal, que podrán comenzar en las próximas semanas. Sin embargo, los avances son ya visibles. Hasta ahora se han apuntalado algunos techos para reforzar la estructura del edificio durante la reforma y también se han instalado vigas y forjados.

También se han limpiado todas las zonas y se han hormigonado otras. Ya se han demolido, asimismo, algunos tabiques del antiguo cuartel, que llevaba en desuso desde hace unas cuantas décadas.

En el interior ya se han retirado los tabiques y se ha reforzado la estructura con vigas. ANDREEA VORNICU

Ya es visible también un hueco para un ascensos que se ha abierto entre dos plantas y la retirada de algunos tabiques permite imaginar cómo será la futura residencia. Las anchas columnas que sujetan las estancias quedarán en el medio de los pasillos, y las habitaciones estarán a los lados.

En la primera planta del edificio del antiguo cuartel habrá comedor y salas comunes, mientras que el patio interior se habilitará para el disfrute de los estudiantes pero también de los vecinos de la zona, puesto que está prevista la celebración de diferentes actividades culturales y de ocio.

Entre las plantas ya se ha abierto un hueco para un ascensor. ANDREEA VORNICU

El proyecto de remodelación, eso sí, deberá respetar la fachada y adaptará su estética a lo dictaminado por la comisión provincial de Patrimonio.

En total, Xior va a invertir más de 23 millones de euros en la reforma y tendrá derecho a explotar el edificio durante 75 años a cambio del pago de un canon anual al ayuntamiento, que en el tiempo en el que estará en vigor la cesión del inmueble ascenderá hasta los 8 millones de euros. Según el ayuntamiento, las obras cubren los plazos y ya el año que viene podría inaugurarse parte de la residencia. 

Revitalizar todo el barrio, el objetivo final del consistorio

El proyecto de convertir Pontoneros en una residencia de estudiantes, y que ya está llevando a cabo la empresa Xior Student Housing, es uno de los muchos que desde el año 2010 el Ayuntamiento de Zaragoza ha impulsado para tratar de darle vida a este antiguo edificio, protegido por su interés arquitectónico. Sin embargo, mientras los anteriores intentos fallaron, esta vez es la definitiva y desde el Gobierno de PP y Cs consideran que la apertura de estas instalaciones, en las que vivirán unos 400 jóvenes, pueden complementar el plan especial para la zona de Zamoray-Pignatelli, que acaba de ser aprobado. El objetivo es que la llegada de nuevos habitantes al barrio pueda revitalizar una zona en la que apenas existen comercios pero que ahora tendrá que dar servicio a una residencia que también quiere ser un atractivo en sí misma. 

Compartir el artículo

stats