Kiosco

El Periódico de Aragón

Rifirrafe entre instituciones

El concejal Víctor Serrano será el interlocutor del Mundial 2030

Lambán propone una figura despolitizada pero acata que el edil negocie la candidatura | Azcón tilda de «ridícula» la reacción del presidente y le pide «altura de miras»

El concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento de Zaragoza, Víctor Serrano. ANDREEA VORNICU

De poco le ha servido a Javier Lambán rechazar «rotundamente» la designación de Víctor Serrano como interlocutor aragonés para la elección de Zaragoza como sede del Mundial de Fútbol 2030. Después de desatar la tormenta el jueves por la noche e insistir esta mañana en que el concejal de Urbanismo ni podía ni debía ser el mediador con Madrid, la Real Federación Aragonesa de Fútbol (RFAF) le ha trasladado a Luis Rubiales su designación. Lo ha hecho por la tarde, desoyendo al presidente aragonés y tras una intensa mañana.

La institución ha respetado el acuerdo alcanzado en la reunión del miércoles por la tarde entre el Gobierno de Aragón, el Ayuntamiento de Zaragoza, el Real Zaragoza y la Federación Aragonesa de Fútbol. En ese encuentro «se apoyó mayoritariamente la propuesta del consistorio de designar como interlocutor a Serrano en su calidad de concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza», como ha explicado través de un comunicado la institución deportiva que he hecho público por la tarde.

Entre otras razones porque será el consistorio el que «tendrá que desarrollar la mayor parte de los trabajos y de los compromisos financieros necesarios, además de la propietaria del estadio».

Propietario del campo

En esa reunión, el director General de Deporte, Javier de Diego, mostró su disconformidad y apeló a que fuera una persona independiente la que asumiera este papel para no politizar la candidatura. Sin embargo, la mayoría se impuso.

Por la mañana, Javier Lambán, que también ha apelado a que esta figura fuera independiente para no politizar la candidatura, ha propuesto que fuera la Federación Aragonesa la que designase al mediador, después de que su presidente, Óscar Fle, rechazase asumir este papel. «Sea quien sea esa persona, el Ejecutivo autonómico dirá amén», ha declarado el presidente, que ha aprovechado su comparecencia para lanzar alguna sugerencia, como «Xavi Aguado, Andoni Cedrún o Juan Señor».

Según el Ejecutivo aragonés, sería bueno contar con un perfil «más bien técnico» y por eso había pensado, ha dicho Lambán, en que fuese una figura histórica relacionada con el fútbol y, en concreto, con el Real Zaragoza.

Aunque el presidente ha asegurado que no había vetado al concejal, sino que quería «evitar que algunos tengan la tentación de usarla con fines electoralistas en los meses que vienen», la realidad es que el Ejecutivo tardó poco en «rechazar» su designación. Poco más de una hora después de que así se acordara pidió que ni Serrano ni ningún otro político llevasen esa representación.

Ha aclarado Lambán, no obstante, que el Ejecutivo aragonés «no va a ser un problema» para el futuro del campo y que no pondrá «palos en las ruedas». Si el Ayuntamiento de Zaragoza «decide que le gusta La Romareda y quiere reformarla, tiene votos suficientes para hacerlo. Desde luego, no haremos lo que el PP hizo en su día de llevar la reforma a los tribunales y cargársela», en referencia a 2006, cuando quedaba menos de una semana para iniciar los trabajos de remodelación del actual estadio y un juzgado paralizó la obra de forma cautelar tras los recursos planteados por el PAR y el PP.

La sorpresa del Gobierno de Azcón

En el Gobierno de PP-Cs no daban crédito a que Lambán rompiese el acuerdo alcanzado escasamente una hora después de firmarlo. «Hay que tener palabra», ha dicho Jorge Azcón durante una tensa sesión plenaria en la que ha conseguido el aval del pleno para que el nuevo estadio de fútbol se construya en La Romareda. Lo ha hecho con los votos a favor de PP, Cs, Vox y Podemos, el socio de Gobierno de Lambán.

 «Lambán no puede cambiar las reglas del juego. Tenemos que tener altura de miras y hay que saber que Zaragoza se juega mucho», ha aseverado el primer edil, que ha defendido el trabajo realizado por Serrano y su capacidad para liderar la negociación con Madrid y conseguir que Zaragoza cumpla su objetivo.

Reacción "ridícula"

Desde primera hora, el alcalde ha dejado muy claro que no estaba dispuesto a romper el acuerdo alcanzado. «A mí no me van a engañar, porque el PSOE lo que quiere es que el interlocutor sea del PSOE», ha asegurado Azcón, que ha tildidado de «ridícula» la reacción de Lambán.

«No tengo ninguna intención de buscar una alternativa», ha confirmado durante la sesión plenaria, la misma en la que ha señalado al presidente aragonés por incumplir los acuerdos. «Hay que tener palabra, los acuerdos están para cumplirse», ha reiterado el primer edil que le espetó a Lambán que «no puede cambiar las reglas del juego».

Tras este cruce de acusaciones entre un líder y otro, a las 18.30 horas, Serrano ha zanjado la polémica comunicando que la federación había hecho oficial en Madrid que era el hombre elegido. «Haré de mediador con rigor, con absoluta lealtad, pensando en el interés de los zaragozanos», ha afirmado el concejal.

El presidente aragonés ha tenido que aceptarlo. «Hubiera preferido un técnico o un exjugador para evitar la utilización electoralista. En fin, ojalá haya acertado Fle», escribió en su cuenta de Twitter por la noche. 

Compartir el artículo

stats