Kiosco

El Periódico de Aragón

Infraestructuras

La reforma de la plaza Reina Sofía de Zaragoza comenzará en otoño

El consistorio quiere crear un espacio central rodeado de arbustos y plantas con flor | Los trabajos estarán terminados a finales de año y permitirán ampliar las zonas verde

La plaza Reina Sofía presenta calvas en las zonas ajardinadas y deficiencias en su suelo adoquinado. ANDREEA VORNICU

El Ayuntamiento de Zaragoza acometerá tras el verano la tan demandada reforma de la plaza Reina Sofía, en el barrio de San José. Una actuación para la que se han reservado 39.928 euros y que se iniciará en otoño, de manera que los vecinos podrán ver el resultado final antes de que acabe el año.

Este proyecto, que forma parte de la operación plazas del Gobierno de PP-Cs, contempla el acondicionamiento de las zonas verdes y la creación de un gran espacio central. Hace años que esta plaza se convirtió en un punto de encuentro para los vecinos de San José, que han visto cómo ha ido degradándose por la falta de mantenimiento. Un motivo por el que han solicitado al consistorio en más de una ocasión que incluya su reforma en sus planes.

Es lo que se va a hacer ahora. Los trabajos se iniciarán en otoño y se prolongará durante tres meses. Según explicó la concejala de Servicios Públicos, Natalia Chueca, se va ordenar el espacio, eliminando el entramado de caminos actual, reubicando el mobiliario público y reverdeciendo toda la zona. Una actuación que respetará los juegos infantiles.

Las novedades

La nueva plaza central y circular que se va a crear es lo más llamativo. De piedra compacta, estará rodeada de arbustos y plantas con flor que delimitarán el perímetro, y en su interior se plantarán árboles para que den sombra y, a su vez, embellezcan el espacio.

No es algo baladí ya que la plaza Reina Sofía se encuentra en mitad de la avenida San José, una vía que soporta mucho tráfico, y en un barrio con calles y aceras estrechas, por lo que su reforma se presenta como una solución para generar nuevos espacios de convivencia, más amables y verdes, señaló Chueca.

A su vez, está previsto que se renueve el mobiliario, ahora bastante degradado por el paso de los años, la falta de mantenimiento y un trato inadecuado, y se reubique para que sea más funcional.

El mirador se mantendrá, pero se someterá a un profundo lavado de cara. En su restauración, el consistorio aprovechará para sustituir el adoquinado estropeado de la rampa de acceso y la barandilla de protección actual, dado que no cumple con la normativa de seguridad.

Donde tendrá que emplease a fondo será en los espacios verdes, ya que los peatones han creado sus propios caminos. Además de diseñar un nuevo recorrido para desplazarse por la plaza, se resembrarán las zonas ajardinadas, en las que se crearán dunas para evitar que la gente siga cruzando y creando pasos espontáneos, como ya se hizo en la plaza de los Sitios.

La concejala de Servicios Públicos admitió que urgía adecuar esta plaza, «tras muchos años de abandono». Por ello, en los últimos meses se ha trabajado en su diseño con la intención de recuperar este espacio, «con bancos estropeados, baldosas levantadas por la presión de las raíces de los árboles y parterres vacíos», explicó Chueca, que precisó que uno de sus principales objetivos pasa por crear y ofrecer espacios más saludables y verdes a los zaragozanos. 

Compartir el artículo

stats