EL DEBATE SOBRE EL FUTURO ESTADIO

La DGA vuelve a presentar alegaciones a la operación Romareda

En la primera vez que la modificación del PGOU reclamó la propiedad de unos suelos el ayuntamiento desestimó sus peticiones

El Gobierno de Aragón vuelve a presentar alegaciones contra la operación Romareda.

El Gobierno de Aragón vuelve a presentar alegaciones contra la operación Romareda. / EL PERIÓDICO

Iván Trigo

Iván Trigo

El Gobierno de Aragón va a volver a presentar alegaciones contra la modificación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Zaragoza que permitirá ampliar la parcela de La Romareda. En la primera vez que el cambio normativo se sometió a información pública, la DGA ya reclamó que parte de los suelos incluidos en la operación son de su propiedad, y es en esa misma idea en la que van a insistir ahora, puesto que el ayuntamiento de la capital aragonesa desestimó estas alegaciones.

"Mi tesis es totalmente pacífica", ha asegurado este miércoles el consejero de Hacienda del Gobierno de Aragón, Carlos Pérez Anadón, refiriéndose a las alegaciones. "Porque usted me ha preguntado, lo hicimos la vez pasada, lo hacemos esta, pero no lo he publicitado", ha afirmado ante las preguntas de los periodistas.

La modificación del PGOU impulsada por PP y Cs, y que solo Vox apoya, supone sumar los suelos anexos al estadio, donde ahora está el edificio del Cubo y la antigua Gerencia de Urbanismo, a la parcela del campo. Así se facilitaría la construcción de un edificio más grande.

Lo que reclama en sus alegaciones la DGA es que parte de los suelos que se suman a la parcela del estadio son suyos. En concreto, 3.620,07 metros cuadrados. El conflicto es de índole técnica y es que según la modificación del PGOU planteada por los técnicos del ayuntamiento, los suelos que ahora reclama el Gobierno de Aragón fueron cedidos al consistorio. En 2014, la dirección general de Patrimonio de la DGA inició los trámites para transferir estos suelos, calificados como viario, al ayuntamiento. Este, en 2016, aceptó la recepción de esos metros cuadrados. Pero ahora el Ejecutivo autonómico apunta que la dirección general de Patrimonio lo que hizo es informar de que se iba a llevar a cabo la cesión de los suelos, pero que el Consejo de Gobierno jamás lo acordó, por lo que la donación gratuita de este viario jamás se ha llegado a materializar.

Además, apuntó en su momento la DGA, la primera vez que presentaron alegaciones, esos 3.620,07 metros iban a cederse con el uso calificado como viario, es decir, aceras y espacio abierto, pero no como aprovechamientos terciarios, que resultan lucrativos, es decir, de los que se puede obtener un ingreso. Así, considera el Ejecutivo autonómico que el ayuntamiento no puede hacer uso de esa parcela con la que pretenden ampliar la de La Romareda.

Nuevo proceso de información pública

Fuentes del Gobierno de Aragón aseguraron entonces que la alegación presentada es «un procedimiento puramente administrativo, que en ningún caso paraliza el proyecto de la Romareda» y que el único objetivo es defender el patrimonio de la comunidad «como es la obligación de cualquier gobierno». «Por supuesto, el Gobierno de Aragón está dispuesto a llegar a un acuerdo», afirmaron desde la DGA.

No obstante, estas alegaciones fueron desestimadas por el Ayuntamiento de Zaragoza, pero la modificación del PGOU, al haber cambiado sustancialmente para incluir las peticiones del Real Zaragoza para poder explotar el estadio durante 75 años, se está sometiendo de nuevo a información pública, por lo que hasta el próximo 27 de febrero pueden presentarse nuevos recursos y alegaciones. Por eso, el Gobierno de Aragón puede volver a reclamar la propiedad de parte de los suelos incluidos en la operación, aunque podría haber alegaciones en otro sentido y también por parte de otras instituciones o administraciones.